[Colaboración especial de El Xiquet de Columbretes].

.

Relato breve

.

El cuervo amaestrado, mostrando fuertes signos de debilidad, continuaba diciendo con su voz ronca, una y otra vez: “la crisis no nos matará de hambre, mi amor; la crisis no nos matará de hambre, mi amor…”.

Dejando en el aire, a continuación, como si flotara en el salón, un profundo y sonoro reclamo familiar, a la vez que, mirando fijamente a su dueña, señalaba con el pico la puerta de la jaula para que le permitiera salir.

Pero viendo que ella seguía impasible, sin atender a sus contínuas súplicas, terminó por obsesionarse en abrir la jaula; lo que logró tras mucha perseverancia.

Acto seguido, con urgente necesidad, se abalanzó sobre sus atrancados ojos. Y los efluvios pútridos salieron impetuosos, como si acabara de abrir dos frascos de esencia de la muerte, mientras imitaba a una intensa carcajada humana.

.

Enrique Masip Segarra [2015]. © Todos los derechos reservados.

enriquemasipsegarra.wordpress.com
enmasecs@hotmail.com

.cuervo edouard manet

Ilustración de Édouard Manet [Francia, 1832-1883] para la primera edición francesa [1875] de ‘El Cuervo’ [1845], de Edgar Allan Poe [EEUU, 1809-1849]. Vía Librópatas.

NOTAS.- Enlaces, corchetes, negritas [con perdón] e imágenes, son aportados por EQM.

Anuncios