.

eqm_030217_En plenas puertas del Juzgado, observen, además de al policía llevando a hombros al declarante, a esas colgantes pancartas aclamatorias de la faena, cual emotivos mantones de Manila…

.

Policías taurinos

Spiriman‘, el nuevo héroe andaluz, ese médico de urgencias que ha levantado dicen que a las multitudes contra la política sanitaria de la socialista Susana Díaz, fue esta semana al Juzgado de Paz de Albolote [18.000 habitantes] con motivo del acto de conciliación previsto a causa de la denuncia por injurias y calumnias presentada contra él por dos cargos públicos de la sanidad andaluza.

Finalizado el acto sin avenencia, ‘Spiriman‘ ha salido por la puerta grande del Juzgado, a hombros de un policía municipal, que se ha avenido a ello gustosamente, entre el palmerío de unas decenas de incondicionales -otra multitud– que no consta le gritaran torero, torero, pero sí ‘Todos somos Jesús Candel‘.

Este polícia, que, como ha afirmado la Alcaldesa, se encontraba allí, de servicio y de inmaculado uniforme, ejerciendo en el Juzgado para mantener el orden a intancias y bajo las órdenes del Juez, debe haber tenido un pronto lo suficientemente impulsivo como para haber cometido una de las actuaciones más tragicómicas de la historia de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, de las que forma parte aun cuando no lo parezca.

Pero descansen. No le pasará nada significativo al pobre funcionario. Simplemente se le fue la cabeza. Una pasada, ya ven. Flipante. Total, no tenía la experiencia suficiente para controlarse porque lleva nada mas que 17 años de servicio público…

El agente se encuentra “afectado” por la repercusión que ha tomado su gesto, que atribuye a una petición de ‘Spiriman‘. El héroe se lo pidió y el agente no tuvo más remedio que claudicar. Cualquiera se opone ante tal clamor popular. Por eso los portavoces del Ayuntamiento aseguran que no culminará en sanción. Bastante tiene con el disgusto esta pobre víctima de una sociedad desnortada. Se le ha abierto expediente informativo para que pueda explicarse por escrito y hasta aquí puedo leer.

Pero hay más. Spiriman ha salido en socorro del policía a través de un vídeo publicado en su YouTube [ver infra] trasmitiendo su agradecimiento al policía que lo aupó y deshaciéndose en explicaciones a cual más surrealistas. Asi que «Si esta alcaldesa, del PSOE, le quisiera abrir un expediente me parece lamentable. Él tiene todo mi apoyo y agradecimiento», ha indicado.

Y ahora, bromas aparte, porque lo sucedido es gravísimo: ¿quién ha preparado a este funcionario policial para su cometido? ¿quién le ha seleccionado para ejercer como policía? ¿quién va a permitir que siga en su función y no se inicie su proceso de expulsión? ¿qué autoritas tiene para con la ciudadanía un agente como éste? ¿qué esperan la Junta de Andalucía, el Ministerio del Interior o las organizaciones sindicales para tomar cartas en el asunto?

Después nos extrañaremos de que el exjuez Vidal haya pronunciado charlas golpistas desde hace semanas en Cataluña y todavía no haya sido citado a declarar ante el poder judicial.

Venga ya!

EQM

pd. Fíjense en la comprensiva opinión de esta twittera para con el policía ‘sin miedo a represalias‘:

charo-merlos

spiriman-4vía

.

Spiriman agradece el apoyo de quienes lo han acompañado al juzgado a hombros de un policía

Según el agente, el propio Jesús Candel le habría pedido que lo aupara para poder dirigirse a los ciudadanos concentrados. La alcaldesa de Albolote mantendrá una reunión con el agente para aclarar los hechos, ya que este se econtraba de servicio. Los hechos han sucedido a la salida del Juzgado de Paz, donde Candel ha acudido a un acto de conciliación. Concluye sin acuerdo el acto de conciliación entre Spiriman y el exviceconsejero de Salud.

20minutos, 010217.

El doctor Jesús Candel, conocido como Spiriman y referente en las protestas sanitarias en Granada, se ha dirigido este miércoles a los varios centenares de personas que se concentraban a las puertas del Juzgado de Paz de Albolote (Granada) para apoyarlo, a hombros de un agente de la Policía Local.

Megáfono en mano, este médico, que minutos antes había acudido a un acto de conciliación por las acciones judiciales por posibles injurias y calumnias que ha promovido el ya exviceconsejero de Salud Martín Blanco, se ha dirigido a los presentes aupado por un policía. La alcaldesa de Albolote (Granada), Concepción Ramírez (PSOE), ha informado a Efe de que tiene previsto mantener un próximo encuentro con el agente para intentar aclarar lo sucedido a las puertas del Juzgado de Paz, ya que en ese momento se encontraba de servicio.

La regidora, a la que el policía ha traslado por teléfono que al parecer habría sido el propio Candel quien le pidió que lo aupara, ha indicado también que se estudiará la normativa competente para determinar si el funcionario de policía tiene algún tipo de responsabilidad.

El apoyo de Spiriman al policía

.

‘Spiriman’, Jesús Candel. El juego del médico de urgencias que levanta a Granada contra Susana Díaz

Ramón Ramos en El Mundo, 131116.

Un tipo espigado y barbado, la gorra del revés y un grito de guerra, «¡yehaaaa!», que transmite optimismo pese a unas permanentes gafas oscuras. Es Spiriman, pero es también el médico de urgencias Jesús Candel, quien con la ayuda de las redes sociales ha sido capaz de tasar el descontento que en Granada ha provocado la reordenación hospitalaria decretada por el Servicio Andaluz de Salud (SAS). Es la marea blanca, una manifestación multitudinaria que el domingo 16 de octubre reunió en el centro de la ciudad a más de 45.000 manifestantes -más de cien mil, según el convocante-, y esta ola ciudadana se desborda ahora a otras provincias andaluzas. Huelva, Cádiz, Málaga… anuncian concentraciones que ponen en jaque a Susana Díaz donde más le duele: el sistema andaluz de salud, el edén otrora autocalifacado por las autocomplacientes autoridades andaluzas como referente nacional de la sanidad.

Spiriman es a Candel lo que Superman a Clark Kent. Este médico de 40 años, casado, padre de dos hijos, duplica su personalidad a través del spiribol, un juego-deporte inventado por su propia familia que, ya en la tercera generación, ha adquirido forma para cristalizar en una fundación del mismo nombre que desde hace un decenio lleva entretenimiento y salida a jóvenes de barriadas marginales. Fueron ellos los que le bautizaron como Spiriman.

El spiribol nació en Lanjarón, municipio granadino de pronunciadas pendientes. La pelota rodaba cuesta abajo continuamente y la aplicación estricta de la infantil ley de la botella -el que la tira va a por ella- suscitaba malestares que el abuelo Candel solucionó atando a un poste central la bola colgante, que es golpeada por los jugadores con pequeñas raquetas. La Fundación Spiribol no recibe subvenciones, pero este animoso médico suple las carencias convenciendo a famosos del deporte -Fernando Hierro, Iniesta, Puyol…- que le han prestado su apoyo desinteresado.

Aunque el reglamento del spiribol es reciente (2002), el invento es más lejano. Fue en 1920 cuando Baltasar Fábregas, abuelo materno del médico Candel, tuvo la idea de atar la bola a un mástil. ¿En qué consiste? El campo de juego está delimitado por una conferencia de siete metros de diámetro en cuyo centro se levanta un poste. De ese poste pende una bola. Y el objetivo de los dos rivales o parejas que se enfrentan es, con raquetas semejantes a las del pádel, enrollar la bola al poste. También pueden vencer de otra manera: provocando tres faltas del rival, lo que equivale a adjudicarse uno de los tres o cinco rounds. No se puede golpear la cuerda ni el mástil y si un jugador recibe el impacto de la bola se le anota una falta, al igual que si se pisa la línea de separación del campo.

Con esas reglas, Jesús Candel atrajo a chavales del barrio de La Mina, en Barcelona, donde entonces ejercía. El paso siguiente fue constituir la fundación, ya en 2011, de la que fue patrono el grupo catalán de teatro Tricicle.

El éxito de la reciente manifestación ha resituado la importancia de un hombre al que el poder había tratado de desacreditar (médico de media jornada, revolucionario y alarmista). Vestidos de blanco, los asistentes a la marea blanca desbordaron el centro de Granada en contra de las disfunciones y el fracaso que ha resultado ser la fusión hospitalaria decretada por el SAS. “Pedimos que se abran sus ventanas y entre un aire fresco que limpie y saque a alguna gente que yo, entre comillas, llamo tramposos”, comenta el doctor.

Su protesta ha puesto de manifiesto la enorme distancia entre los médicos de a pie, que tratan directamente con el paciente, y los directivos del sistema sanitario, “que defienden intereses políticos y personales”. Es curioso: por una pirueta del destino, este médico es hijo de un alto ejecutivo que trabajó para la Administración socialista y fue el máximo responsable técnico del Parque Tecnológico de la Salud, justo donde ahora se alza el nuevo hospital fusionado.

Si la queja del médico fue acogida con desdén, hoy Susana Díaz sabe que el spiribol, Spiriman y las mareas blancas van en serio.

QUÉ ES EL ‘SPIRIBOL’: Es un juego que el abuelo del médico Jesús Candel, invetó en 1920 EN QUÉ COSISTE: Dos rivales se enfrentan golpeando una pelota atada a un mástil en el centro de la pista, con raquetas parecidas al pádel QUIÉN GANA: Quien logra enrollar la cuerda completa al mástil, o si su contrincante comete tres faltas. Se juega a 3 o 5 ‘rounds’.

••

•••

 

Notas.-

Enlaces [en azul cuando se trata de textos ajenos] y corchetes son aportados por EQM. También, por razones discutibles de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace.

Anuncios