ZPedro, la niña y SU Consejo de Ministros y Ministras

.

Secuencia del vídeo publicitario de ZPedro con niña haciendo de ‘Presidenta’, en la Moncloa. Por supuesto, la niña, sin pixelar, porque él lo puede

.

Sobre el infantilismo del doctor ‘antítesis’

En el vídeo completo [ver infra], se puede ver y escuchar [00:30 a 00:45] cómo el limitado le dice a la niña, el la sala donde se reune el Gobierno en Consejo de Ministros:

“Aquí es donde te vas a reunir una vez a la semana, los viernes, por la mañana, con tu Consejo de Ministros y Ministras… yo, mi sugerencia, mi idea, sería que eligieras a los mejores…”

Es decir:

1.- Aún no se ha enterado de que él no se reune CON SU Consejo de Ministros sino EN Consejo de Ministros, dado que él también forma parte del mismo, presidiendo.

2.- Le sugiere que los elija [a los miembros y miembras, se entiende] ENTRE LOS MEJORES, es decir, no le cuenta nada de las ‘cuotas‘ paritarias porque, seguramente, considera que la niña no tiene edad para comprender tal estupidez feminizante.

EQM

••

El vídeo publicitario, al completo

.

El sí de las niñas

Santiago González en El Mundo y en su blog, 171018

El doctor Sánchez invitó a una niña a La Moncloa. La idea no era suya, claro. Antes se le había ocurrido al chico de los Trudeau, que no es más listo, pero es canadiense y eso siempre es un plus. Hay alguna diferencia. Justin Trudeau llevó a su propia hija al despacho presidencial y allí se sentó la niña con los pies sobre la mesa, tal como lo hizo Aznar en la mesa de Bush, pero sin puro.

Sánchez tiene dos hijas, pero ya les había sacado partido publicitario cuando las llevó al salón del Consejo de Ministras para que escribieran con letra idéntica “te quiero mucho”, así que se vio obligado a externalizar el servicio y encargárselo a una niña madrileña de nueve años llamada Irene. Vaya por Dios, ¿tenía que llamarse Irene? por mucho que a Pablo Iglesias le haya parecido un gran detalle, a buen seguro.

Iván Redondo tomó nota y reprodujo el video con la niña, copiado en parte de la hija de Trudeau y en parte del posado que el doctor hizo con su perrita Turca, hasta en el detalle de que ninguna de las dos estaba pixelada. Apuntaba Bustos con afinado trino que “a ver quién es capaz de convencer a esa criatura de que copiando no se llega a ninguna parte”. La malograda ministra de Defensa, Carme Chacón admitía la parte que le tocaba en aquella legendaria entrevista de la BBC: “Es que yo soy muy chuletera”.

Rajoy creó en la campaña de 2008 un personaje de ficción: “una niña que nazca hoy en España…” La izquierda hizo mucha broma con “la niña de Rajoy” aunque don Mariano también había copiado su criatura de ficción a Barack Obama, a quien también plagiaron la idea Cristina Kirchner y Felipe Calderón. Nuevamente Chacón introdujo algún matiz: “Yo no soy la niña de Rajoy. ¡Soy la niña de Felipe!”

El doctor Sánchez también tiró de niñas para subrayar el inicuo proceder del capitalismo con la condición femenina, pero las niñas tenían entonces más de treinta y las cambiaba de nombre en cada plaza: Juana, Valeria, Verónica, o quizá Victoria, qué más daba. Lo que no cabe es el esfuerzo de encargar la presidencia del Gobierno a una niña desconocida, cuando todos los españoles sabemos de una niña que está llamada a ser la Jefa del Estado sin intervención del doctor Sánchez: la princesa Leonor, que además es fan de Kurosawa, bendita criatura.

••

El doblaje de Álvaro Ojeda a propósito del vídeo

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Anuncios

El doctor antítesis, a todo trapo… presupuestario

.

••

Zapatero en el caserío 

¿A cuántos socialistas de a pie se les habrá helado la sangre al conocer la reunión de Zapatero con Otegui?

Cayetano González en LD, 161018

Cuando se tuvo conocimiento de que el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero se había reunido el pasado 8 de setiembre en el caserío guipuzcoano de Txillarre con Arnaldo Otegui, lo primero que me vino a la cabeza fueron unas palabras, llenas de angustia, de Pilar Ruiz Albisu, la madre de los Pagazaurtundúa.

“Patxi, harás y dirás cosas que me helarán la sangre”,

le dijo al entonces líder del PSE, Patxi López, en una carta que le escribió en mayo de 2005, cuando todo apuntaba a que Zapatero había puesto en marcha un proceso de negociación política con ETA. El 6 de julio de 2006, López, junto con Rodolfo Ares, mantuvo una reunión en un hotel de San Sebastián con dirigentes de la ilegalizada Batasuna, entre los que se encontraba Otegui. Evidentemente, la madre de los Pagazaurtundúa había acertado.

Lo que quizás no pensara Pilar Ruiz en aquel momento es que, trece años después, el que fuera presidente del Gobierno de España de 2004 a 2011 tuviera el cuajo de reunirse con uno de los líderes más importantes que ha tenido el entramado etarra. Algo que sólo puede explicarse porque Zapatero es mucho más “bobo solemne” –en acertada definición de Rajoy– de lo que se pensaba, o porque su concepción de la decencia democrática y del respeto a las víctimas del terrorismo, empezando por las de su propio partido, es manifiestamente mejorable.

Aunque, bien pensado, alguien como Zapatero, que en 2006 dijo que Otegui había hecho un “discurso por la paz”, ¿por qué iba a negarse a reunirse con él en un caserío y disfrutar de los buenos productos gastronómicos que a buen seguro degustaron?

También puede haber una razón más de fondo que explique, aunque no justifique, la reunión en el caserío de Txillarre. Con el proceso de negociación política con ETA, Zapatero perseguía no solamente que la banda terrorista dejara de matar, sino empezar un camino que condujera a la segunda transición, es decir, a la demolición del régimen constitucional del 78.

Si para eso tenía que negociar políticamente con ETA; arrinconar a las víctimas del terrorismo; prometer a Maragall que apoyaría en Madrid el texto del nuevo estatuto que llegara de Cataluña; sancionar el cordón sanitario contra el PP y expulsar al centroderecha del espacio político, lo haría.

Que, catorce años después de llevar a cabo todo ese proceso, Zapatero acceda a reunirse con Otegui en un caserío tiene su sentido. ¿Para celebrar los logros mutuos alcanzados en este tiempo? Es posible. ¿Para hablar del presente y futuro de España, de Cataluña, de Euskadi? No tengo la menor duda de que así sería, y no tanto por Otegui, sino por la absoluta inanidad y falta de principios de su interlocutor, como ha quedado demostrado con creces en los últimos tiempos, con su actuación en la Venezuela de Maduro.

Retomando las palabras de la madre de los Pagazaurtundúa: ¿a cuántos socialistas de a pie se les habrá helado la sangre al conocer la reunión de Zapatero con Otegui? ¿Cuántos socialistas de a pie habrán sentido vergüenza? Hablo de socialistas de a pie, porque los otros, los que van en coche oficial, no han dicho esta boca es mía, seguramente porque piensen, con razón, que al actual líder del PSOE no le habrá parecido mal esta reunión. Al fin y al cabo, bienvenido sea todo lo que suponga ganarse complicidades para seguir en el poder, aunque vengan de quienes han formado parte del entramado de una organización terrorista como ETA.

Qué bajo ha caído el PSOE, y que pocos resortes morales quedan en un partido que no es capaz de desautorizar públicamente a un expresidente del Gobierno socialista que accede a reunirse con un individuo como Otegui.

El socialismo democrático ha muerto

Sánchez se lleva al PSOE al socialismo totalitario, el único posible

Hermann Tertsch en ABC, 161018

SI no fuera por la brutal amenaza que supone para la libertad, la seguridad y el bienestar de los españoles, tendría hasta cierta gracia ese fenómeno políticamente rocambolesco de un gobierno chavista en Madrid que lleva la contraria a todos y a todo lo que sucede en Europa.

Que pretende utilizar estos tiempos de confusión para lanzar a dichos españoles por un túnel del tiempo y del horror hacia una febril realidad con retórica y práctica de socialismo caribeño. En la que todos los días hay que hacer culto al resentimiento y a la agitación contra las «fuerzas reaccionarias», «las derechas» y «el fascismo».

No solo oímos ya todos los días mensajes que parecen de otros tiempos que se creían acabados tras la caída del muro de Berlín, que proceden unas veces de socialistas, otras veces de comunistas de Podemos, pero nunca son desautorizados. También sorprende una proliferación sin precedentes de ademanes autoritarios y obscenamente sectarios en el jefe del Gobierno como en sus ministros.

Que son alarmantes en sus abiertas manifestaciones de desprecio hacia las opiniones discrepantes y hacia quienes demandan al Gobierno explicaciones por sus acciones y conductas. Demandas que, por supuesto, jamás son atendidas y mucho menos satisfechas.

Hay quienes dicen que Pedro Sánchez, aunque agrio y autoritario, no cree en monsergas revolucionarias y solo utiliza esa radicalización. Temo que la alianza de intereses es más profunda y perfecto «el maridaje» entre la ambición y falta de escrúpulos de Sánchez, las intención totalitarias de sus socios comunistas y las expectativas para golpistas separatistas. Sánchez es un regalo providencial para los enemigos de la Corona, de la Constitución y de España, y como tal lo van a tratar, aunque le repliquen o pongan condiciones.

Puede que Sánchez tenga razón. Que el PSOE tenía que dejarse arrastrar a ese proyecto personal radical. Es posible que fuera de esta radicalización el PSOE ya hubiera avanzado mucho en el proceso general europeo que condena a la socialdemocracia tradicional a la extinción.

El socialismo democrático se muere. Desapareció hace mucho el PSI en Italia, el PSF vende sus locales en toda Francia y es muy posible que estemos asistiendo ya a la agonía final del padre de la socialdemocracia europea que es el partido socialdemócrata alemán, el SPD. El domingo, el SPD cayó por primera vez por debajo del 10% en un estado federado alemán. En los sondeos para toda Alemania está en el 16% y cayendo.

El partido socialdemócrata de masas ya ha desaparecido. Porque la política socialdemócrata está ya firmemente en manos del centrismo burgués y la democracia cristiana. Quienes quieren medrar o luchar por proyectos socialistas han de volver a las vías revolucionarias, que son las que se habían entregado a los comunistas, inicialmente con la creación de la III Internacional pero de forma radical y definitiva en Bad Godesberg en 1959. El socialismo democrático se hunde en la irrelevancia de todos los países donde una derecha real le presenta la batalla ideológica. Que comienza a ser en toda Europa.

El fenómeno se adelantó en países con experiencias totalitarias recientes. En Polonia, la alternativa al poder conservador es liberal. En Hungría, es otra derecha. En Austria, el histórico SPÖ nunca estuvo tan lejos del poder, y en Alemania, Los Verdes y la derecha se meriendan al SPD.

Así las cosas, la huida del PSOE con Sánchez al regazo ideológico del chavismo de Podemos puede no ser mero fruto de una constelación maldita de factores inducida por la determinación irresponsable y la falta de escrúpulos de un obseso de sí mismo. Sino ganas de sobrevivir, muerto el socialismo democrático, en el totalitario que, la experiencia lo confirma, siempre es capaz de renovarse.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Echenique y Abascal: de españolidad, extranjería y racismo

.

.

Comparto el criterio de VOX

Ante el intento de sustituir una sociedad de clases por una de ‘identidades’ acabará gananando el partido que aglutine más identidades mayoritarias. Y esas las formarán, obviamente, aquellas que pongan por delante a los miembros de la ‘tribu’ española, con su singular cultura y tradiciones, y no aquellas proclives a la alianza de civilizaciones.

Y, como es obvio, años de corrosivo identitarismo centrífugo han cebado un racional y legítimamente defensivo identitarismo centrípeto.

Al extranjero nacionalizado se le debe exigir un comportamiento acorde con el respeto a la legalidad y a la cultura del país nacionalizador, de modo que no ponga en riesgo que le sea retirada si ello fuere legalmente posible. También porque posee una alternativa -la nacionalidad de origen- que no tiene el oriundo, que es quien le acoge.

Y eso es lo que dijo Abascal sobre Echenique.

Y también comparto con Abascal que hay muchos tipos de extranjeros y que lo lógico es que prioricemos la aceptación de quienes tratan de llegar cumpliendo los requisitos y, por tanto, con papeles; y de quienes tienen una cultura y un entorno legal originario, afin al que tenemos los españoles.

Y más en un país como el nuestro, que tolera que en Cataluña y Pais Vasco -y ahora en la C. Valenciana y en Baleares- se trate como ‘extranjeros’ a los propios españoles…, y a su lengua común.

De modo que debería resultar tan exigente la nacionalización como la desnacionalización. Así que el abanico de posibilidades es grande. Y, hablando de proporcionalidad penal, bastaría con que el Congreso estableciera a partir de cuántos años de condena y en qué delitos tal desnacionalización -irreversible, por cierto- debería llevarse a efecto.

EQM

pd

  • La defensa de la identidad cultural propia -no sólo un derecho sino toda una obligación- es perfectamente compatible con el respeto a las demás identidades que sean igualmente respetuosas.
  • El programa de VOX es infinitamente más respetuoso con nuestra legalidad y cultura que el de, por ejemplo, Podemos.
  • Quienes pretenden establecer en España un modelo chavista no merecen ningún respeto. Tampoco, obviamente, aquellos nacionalizados que se encuentren entre los impulsores.
  • El respeto al nacionalizado también debe condicionarse a que respete la legalidad vigente, como el resto de ciudadanos.
  • ¿Por qué hay tantas cosas que se permiten en el País Vasco y Cataluña que no se permitirían, por ejemplo, en Murcia o Zamora? ¿Es tolerable el racismo que da lugar a privilegios regionales?
  • En España es infinitamente prioritario liquidar el desvertebrador racismo supremacista catalán o vasco que el que afecta a la convivencia con otras etnias y/o culturas.
  • En materia de racismo antropológico, lo políticamente sensato es impedir drásticamente cualquier tipo de discriminación ilegal y que, por tanto, afecte a sus derechos reconocidos como tales.
  • El nuevo racismo descohesionador es aquel que justifica la injusticia social en base a inesxistentes diferencias.
  • Hay muchos tipos de extranjería. El R. Unido, a la colonial y el resto, está a punto de añadir el de europeos de la UE.
  • Antropológicamenta, es habitual que un grupo social muestre preferencia porque en ella se integren personas de su misma raza y cultura, sin que ello sea considerado racismo.
  • El principio de reciprocidad entre países debería tenerse muy en cuenta a la hora de que un país acepte de los inmigrantes de otro las mismas tipologías de singularidad cultural que éste acepta de aquél.
  • Las estadísticas, a la hora de medir comportamientos de grupos distintos debe tener en cuenta no su proporción con la población total sino con la población del grupo analizado. También, en consecuencia, por lo que concierne a la violencia doméstica.
  • España es de los países menos racistas y discriminatorios de la Unión Europea [ver infra].

Lucha contra el racismo y la xenofobia

El artículo 10 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE) insta a la UE, en la definición y ejecución de sus políticas, a que trate de luchar contra toda discriminación por razón de sexo, origen racial o étnico, religión o convicciones, discapacidad, edad u orientación sexual.

Entre las medidas de la UE relativas al racismo y la xenofobia se encuentran:

  • la Decisión Marco relativa a la lucha contra el racismo y la xenofobia, que aborda, mediante el derecho penal, la incitación pública a la violencia o al odio por razón de raza y la motivación racista;
  • la Directiva sobre igualdad racial, que prohíbe la discriminación por motivos de origen racial o étnico;
  • la Directiva sobre igualdad en el empleo, que prohíbe la discriminación en el empleo, por ejemplo, por motivos religiosos;
  • la legislación que prohíbe la discriminación en los controles fronterizos;
  • la ley de servicios de comunicación audiovisual, que prohíbe la incitación al odio en dichos servicios y el fomento de la discriminación en la publicidad.

Se ofrece financiación a través del programa de la UE «Derechos, igualdad y ciudadanía» (2014-2020) para proyectos que fomenten la aplicación efectiva de los principios de no discriminación por razones de origen racial o étnico.

Fuente: EUR-Lex

••

Graficos sobre los datos de discriminación
en la Unión Europea 2015

Fuente de los datos  / Fuente del grafismo.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Fake news /pensiones: actualizaciones IPC, a la baja

.

.

– Ya verás, cuando se acostumbren a la mentira la sentirán como si fuera pura verdad.

EQM

vía

••

María Jesús Montero, ministra de Hacienda

.

La verdad que el Gobierno oculta a los pensionistas

La vicepresidenta Calvo y la ministra Montero consultan al Oráculo de Delfos con la esperanza de que la divinidad les guíe en la solución del problema de las pensiones

Juan Carlos Bermejo en vozpopuli.com, 061018

Corren tiempos difíciles en La Moncloa. El presidente Sánchez está desbordado. Al problema de los ministros salpicados por escándalos y la sublevación independentista catalana se acaba de unir uno nuevo. La marea de pensionistas ha tomado las calles clamando por unas pensiones dignas y su blindaje en la Constitución.

Sánchez, había anunciado que revalorizaría las pensiones con el IPC, eliminando el controvertido factor de sostenibilidad de Rajoy. Sin embargo, en Bruselas no están por la labor, ya que ello supondría un incremento del gasto que España no puede asumir.

La ministra Calviño, presionada por los burócratas de Bruselas, tuvo de cambiar el discurso en el Ecofin para que las pensiones dependan, según ella, de “toda una serie de variables”, como la evolución demográfica, el empleo, el nivel salarial, el número de años de cotización y las características y la tasa de reposición de las pensiones. Es decir, nada que ver con lo anunciado por Sánchez y vuelta atrás al sistema Rajoy.

Sánchez, aterrorizado ante la idea de que la marea de pensionistas se lo lleve por delante, decide enviar a la ministra Montero y a la vicepresidenta Calvo al Oráculo de Delfos con la esperanza de que la divinidad les guíe en la solución del problema.

—Divino Oráculo. Danos luz al problema de las pensiones. —dice Calvo

—Sombras oscuras se ciernen sobre vosotros. —responde el Oráculo

—¿Tan negro lo tenemos? —pregunta Montero

—Negro, negrísimo. Tenéis 154.000 millones de euros de gastos al año en pensiones, pero sólo recaudaréis, con suerte, 114.000 millones por cotizaciones sociales. Tenéis un agujero, perdón, una sima, de 40.000 millones de euros —responde el Oráculo.

—¿Y cómo lo estamos tapando? —pregunta Calvo.

—Hasta ahora, por un lado, con unos 20.000 millones de transferencias corrientes, es decir, se lo quitáis a otros. El resto, con la hucha de las pensiones, que ya está tiesa, y con créditos mediante emisión de deuda pública. Eso, ya no será sostenible con el futuro económico de recesión que se avecina. —responde el Oráculo.

—¿Qué consecuencias nos traerá ese futuro económico? —pregunta Montero.

—El precio del petróleo, el cambio euro/dólar y la subida de tipos harán que crezcáis por debajo del 2% durante 2019 y entréis en recesión en 2020. Ello provocará bajada de la recaudación, aumento de parados y de perceptores de pensiones, ampliando aún más el agujero, perdón, la sima. —responde el Oráculo.

—Pero divinidad, hemos prometido a los pensionistas revalorizar sus pensiones con el IPC para que no pierdan poder adquisitivo. ¿Será posible hacerlo? —pregunta Calvo

—JA, JA, JA —ríe el Oráculo. ¿Habéis hecho creer a los pensionistas que el IPC mide el coste real de la vida? ¿Es que tomáis a la gente por estúpida? ¡Quién se va a creer que la vida sube un 2,2% cuando la energía ha subido un 12%, el gas un 9% y los combustibles un 10%! —exclama el Oráculo.

—Lo sabemos, divinidad, pero por favor, responda a nuestra pregunta ¿Podremos subir el IPC y pagar las pensiones en el futuro? —reitera Montero.

—La respuesta es NO. Y eso no es lo peor. Si entráis en recesión y no podéis disponer de transferencias corrientes, ni de la hucha, ni de la emisión de deuda, no sólo no podréis revalorizar las pensiones a la gente, sino que tendréis que bajárselas un 35%, como tuvimos que hacer aquí, en Grecia. —responde el Oráculo.

—Entonces, divinidad, ¿cómo podemos hacer que las pensiones sean sostenibles a corto y largo plazo? —pregunta Calvo.

—A corto plazo, debéis tomar el dinero de dónde hay, es decir, de la industria política, y ponerlo dónde no hay, es decir, en el Sistema de la Seguridad Social con cargo a los PGE. Me refiero a los 100.000 millones de euros que despilfarráis en duplicidades, empresas públicas sin sentido, cupos, organismos de dudosa actividad, enchufados, asesores, coches oficiales, dietas, prebendas, etc. Con ello tendréis tapado el agujero, perdón, la sima, al menos para cinco años y dispondréis de superávit para reducir la colosal deuda que os lastra. —responde el Oráculo.

—¿Y a largo plazo? —pregunta Montero.

—Debéis invertir en tejido productivo, aumentar el peso de la industria en el PIB, liberalizar los mercados dominados por oligopolios, fomentar la natalidad, impulsar el capital riesgo desde la vertiente pública y poner en marcha una reforma fiscal que fomente el enriquecimiento y el aumento de la clase media como pilar de la economía —responde el Oráculo.

••

Los ministros Luis Planas, Josep Borrell e Isabel Celaá, momentos antes del defile militar del 12-O. Fot. Bernardo Díaz

.

Los lugares de la verdad

Félix Ovejero en El Mundo, 131018

Hay pocas cosas más serias que la verdad. Una de ellas son las condiciones para la verdad. Para acceder a la verdad se requiere, entre otras cosas, la exposición a la crítica. Libertad de expresión, por resumir. No sea que lo que hoy consideramos verdad deje de serlo mañana. La Historia presenta un nutrido muestrario de conocimientos seguros que más tarde se abandonaron.

Incluso de teorías descartadas más tarde recuperadas, como la deriva continental. Por eso, los filósofos más cautos no hablan de «teorías verdaderas», sino de «las mejores teorías a la luz de la información disponible».

Esa es una de las razones por las que resulta un disparate la Comisión de la Verdad que, al amparo de la Ley de Memoria Histórica, pretende imponer una descripción oficial de nuestra Historia reciente. Y hasta sancionar a los discrepantes. Como los curas cuando Galileo. Las instituciones pueden -y deben- crear las condiciones para la investigación. Y a esperar, salga lo que salga. Lo otro es Lysenko, el ingeniero soviético crítico de la genética, cuyas delirantes ideas -eso sí, acordes con el diamat– llevadas a la práctica mataron de hambre a miles de rusos.

La investigación es lo que tiene, que no predetermina los resultados. Sucede, pace nacionalistas, como con las esencias nacionales que con tanta finura ridiculizó Borges: «No hay que preocuparse de buscar lo nacional. Lo que estamos haciendo nosotros ahora será lo nacional más adelante». Pues, eso, creen las condiciones, la libertad para pensar, y a verlas venir.

La educación es otra cosa. Allí no se investiga ni se discute sino que se transmite el conocimiento consolidado. No es una comunidad científica en donde se valoran teorías. Por eso no cabe apelar a la libertad de expresión, como hicieron los ultraconservadores en Estados Unidos defensores de una lectura literal del Génesis para colar en la enseñanza media el creacionismo y equipararlo a la teoría de la evolución.

El mismo argumento invocado por la ministra Celaá para despachar el informe de la Alta Inspección del Estado que desgrana el adoctrinamiento escolar en Cataluña, los planos de la auténtica fábrica de independentistas: «No voy a censurar».

Un despropósito que confirma no sólo que Celaá ignora de qué va la ciencia, sino, lo que es más grave, de qué va la escuela. Allí se enseña el conocimiento consolidado por la especie y a los jóvenes no les queda otra que creérselo. Si tuvieran que fundamentar la simple operación de sumar los escolares terminarían la primaria a los 40 años. Eso los aventajados.

Los intentos de «razonar» teorías -otra cosa es ilustrarlas- conducen a auténticas locuras pedagógicas, como sucedió en aquellos años en los que a los críos se nos enseñaba la teoría de conjuntos, pieza basal de la matemática pero completamente alejada de nuestras intuiciones. Bertrand Russell dedicó a ellos sus mejores años y fracasó.

La libertad de pensamiento encuentra su cobijo natural en la Universidad. Y últimamente, con la deriva reaccionaria de la izquierda, no parece asegurada. En ninguna parte. Claro que en España tenemos un plus. Otro día les cuento las reservas de tantos catedráticos catalanes para firmar un casto manifiesto «en defensa de la libertad ideológica y contra la presión política que se vive en los campus».

Mi sospecha es que su silencio no se debe a que estén en contra de tan obvias condiciones de verdad. Sería como estar en contra del sistema métrico. Es algo peor.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Ha nacido una estrella [EEUU, 2018], de Bradley Cooper

.

Shallow [2018]. Interpretada por Bradley Cooper y Lady Gaga. Compuesta por Lady Gaga, Mark Ronson, Anthony Rossomando y Andrew WyattDe la banda sonora original de la película. En YouTube. Cartel del film, diseñado por InSync Plus, vía IMPawards.

A Star Is Born
AÑO
2018
DURACIÓN
135 min. Trailers/imágenes
PAÍS
EEUU
DIRECTOR Bradley Cooper
GUIÓN Will Fetters, Bradley Cooper, Eric Roth [basada en el guión de la película homónima (1937), obra de William A. Wellman, Dorothy Parker y Robert Carson
MÚSICA Lady Gaga, Bradley CooperLukas Nelson, DJ White Shadow, Jason Isbell, Mark Ronson, Diane Warren y Andrew Wyatt de Miike Snow.
FOTOGRAFIA Matthew Libatique
REPARTO Bradley CooperLady Gaga, Sam Elliott, Andrew Dice Clay y Dave Chappelle, Rafi Gavron, Anthony Ramos, Bonnie SomervilleMichael Harney, William Belli, Rebecca Field, D.J. Pierce, Steven Ciceron, Andrew Michaels, Jacob Taylor, Geronimo Vela, Frank Anello, Germano Blanco, Ron Rifkin +
PRODUCCIÓN Warner Bros. Pictures,Live Nation Productions,Metro-Goldwyn-Mayer (MGM) +
Varios:

 

SINOPSIS

Jackson Maine (Bradley Cooper) es una estrella consagrada de la música que se enamora de Ally (Lady Gaga), una artista que lucha por salir adelante. Justo cuando Ally está a punto de abandonar su sueño de convertirse en cantante, Jack decide ayudarla en su carrera hacia la fama. El camino será más duro de lo que imaginan. Filmaffinity

CRITICAS [profesionales]:

  • “Cooper parte claramente de la versión de 1976, pero logra mejorarla (…) tras este debut no hay solo oficio, sino mirada. (…) Lady Gaga demuestra que había verdad bajo la máscara”. Jordi Costa: Diario El País
  • “Antes que previsible, afectada o simplemente cansina (todo eso es), lo que hace a ‘A star is born’ diferente, otra vez, a casi todo, es su tendencia a la eternidad. No acaba nunca. (…) una intensidad de pega”. Luis Martínez: Diario El Mundo
  • “La dirige Cooper, con notables recursos técnicos y con enorme sensibilidad y acierto (…) tiene una primera hora excepcional (…) Lady Gaga resulta una sorprendente actriz de vuelo largo. (…) Puntuación: ★★★ (sobre 5)”. Oti Rodríguez Marchante: Diario ABC
  • “Predecible y repetitiva. Lo peor, eso sí, es el narcisismo que Cooper evidencia a medida que relega al personaje titular al segundo plano para otorgar al suyo los mejores momentos. (…) Puntuación: ★★ (sobre 5)”. Nando Salvá: Diario El Periódico
  • “[Lady Gaga y Cooper] salen con un notable de este autodesafío en los terrenos menos esperados: los de actriz y de realizador (…) Mucho antes de su desenlace, la película ha contado todo lo que tenía que contar. (…) Puntuación: ★★ (sobre 5)”. Francisco Marinero: Diario El Mundo.
  • “Con esta película no ha nacido una estrella de cine, sino dos: una, delante, y, otra, detrás de la cámara (…) Puntuación: ★★★★ (sobre 5)”. Antonio Trashorras: Fotogramas
  • “La labor de Cooper debutando detrás de la cámara resulta impresionante (…) después del prometedor inicio la narración empieza a desinflarse por meandros más tiznados de cliché (…) Pero el hechizo ya está hecho (…) Puntuación: ★★★★ (sobre 5)”. Daniel De Partearroyo: Cinemanía

Más críticas

.

De la banda sonora editada

01. Intro
02. Black Eyes (Bradley Cooper)
03. Somewhere Over the Rainbow (Dialogue)
04. Fabulous French (Dialogue)
05. La Vie en rose (Lady Gaga)
06. I’ll Wait for You (Dialogue)
07. Maybe It’s Time (Bradley Cooper)
08. Parking Lot (Dialogue)
09. Out of Time (Bradley Cooper)
10. Alibi (Bradley Cooper)
11. Trust Me (Dialogue)
12. Shallow (Lady Gaga & Bradley Cooper)
13. First Stop, Arizona (Dialogue)
14. Music to My Eyes (Lady Gaga & Bradley Cooper)
15. Diggin’ My Grave (Lady Gaga & Bradley Cooper)
16. I Love You (Dialogue)
17. Always Remember Us This Way (Lady Gaga)
18. Unbelievable (Dialogue)
19. How Do You Hear It? (Dialogue)
20. Look What I Found (Lady Gaga)
21. Memphis (Dialogue)
22. Heal Me (Lady Gaga)
23. I Don’t Know What Love Is (Lady Gaga & Bradley Cooper)
24. Vows (Dialogue)
25. Is That Alright? (Lady Gaga)
26. SNL (Dialogue)
27. Why Did You Do That? (Lady Gaga)
28. Hair Body Face (Lady Gaga)
29. Scene 98 (Dialogue)
30. Before I Cry (Lady Gaga)
31. Too Far Gone (Bradley Cooper)
32. Twelve Notes (Dialogue)
33. I’ll Never Love Again (Film Version) (Lady Gaga)
34. I’ll Never Love Again (Extended Version) (Lady Gaga)

Look What I Found. Lady Gaga. De la banda sonora de la película.

Trailer subtitulado en español

.

MI OPINIÓN:

[En construcción]

Lady Gaga: formidable cantando e interpretando. Cooper es un buen cómplice [8 sobre 10]

EQM

  • Mi crítica en IMDb [EQM] / pendiente
  • Mi crítica en Filmaffinity / pendiente

Fuentes:

Filmaffinity [críticas de espectadores], IMDb, Wikipedia y elaboración propia [EQM].

••

•••

NOTA.- Los enlaces no propios de textos de terceros son aportados por EQM, salvo que se indique expresamente lo contrario.
.

El doctor ZPedro y su separación de poderes

.

.

Doctor… ¿se sabe vd la Constitución?

Como casi todo el mundo sabía -ahora ya vemos que no, obviamente- la separación o división de poderes es un principio político democrático por el cual los Poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial del Estado son ejercidos por órganos del gobierno distintos, autónomos e independientes entre sí pero -también en el caso de España- sobre la base de que el Poder Legislativo controla la acción del Poder Ejecutivo [CE; art 66.2] y el Poder Judicial controla la potestad reglamentaria y la legalidad de la actuación administrativa, así como el sometimiento de ésta a los fines que la justifican CE; art 106.2].

El Rey es el Jefe del Estado, símbolo de su unidad y permanencia, arbitra y modera el funcionamiento regular de las instituciones, asume la más alta representación del Estado español en las relaciones internacionales, especialmente con las naciones de su comunidad histórica, y ejerce las funciones que le atribuyen expresamente la Constitución y las leyes [CE; art 56.1].

Recuerdo lo anterior porque el simpar doctrocito es un no parar en sus patéticas demostraciones de ignorancia supina, que cada vez a más ciudadanos les cuesta creer que se trate, simplemente, de pura incompetencia.

Así, esta semana, después de manifestar que no está dispuesto a dar cuentas a las Cortes porque su antítesis es un asunto privado y porque el lo quiere es otorgar ‘prestigio’ y ‘credibilidad’ al Legislativo [sic], se ha permitido el lujo antidemocrático de:

  • Firmar un acuerdo político del PSOE, en su calidad de Secretario General, con Pablo Iglesias, Secretario General de Podemos, en el palacio de La Moncloa, sede del Presidente del Gobierno de España.
  • Firmar tal acuerdo político del PSOE con Podemos a través de un documento en el que en vez de figurar el sello del PSOE y de Podemos ha hecho que figure el escudo de España y el logotipo del Gobierno de España, con el de Podemos.
  • Convocar a la prensa en el palacio de La Moncloa, la sede del Presidente del Gobierno de España, para dar publicidad al acto de la firma entre dos partidos políticos.

Y por si ello fuera poco:

  • Su co-firmante, Pablo Iglesias, acaba de permitir, el pasado día 11 en el Parlamento catalán, que su partido político en Cataluña, integrado en Catalunya en Comú-Podem, vote a favor y se apruebe una

“Propuesta de Resolución en defensa de las Instituciones catalanas y las libertades fundamentales, que rechaza y condena el posicionamiento del Rey Felipe VI y su intervención en el conflicto catalán, así como su justificación de la violencia por parte de los cuerpos policiales el 1 de octubre”

Y también reivindica los valores republicanos y apuesta por “la abolición de una institución caduca y antidemocrática como la monarquía”.

Para rematar la esquizofrenia socialista, si bien la Ministra Robles ha manifestado que el Gobierno está ‘estudiando’ «qué tipo de impugnación se puede hacer a ese acuerdo», porque «no es aceptable», le produce «sonrojo», no tiene «ningún soporte» y es una «frivolidad» hacia una Monarquía que está «comprometida con la defensa de los valores democráticos», el Gobierno reconoce la dificultad de la empresa porque tal resolución es meramente “declarativa”.

O sea, antes no había nada que impugnar porque eran meras ‘palabras’ y ahora está muy complicado porque, aun cuando es toda una Resolución parlamentaria escrita, votada y firmada, ya veremos en qué queda porque sólo ‘declara…

Alucinante, doctor.

EQM

pd. Aunque no lo crean, hay más. Ayer, durante los actos público conmemorativos del 12 de Octubre, el Presidente fue reiteradamente abucheado por la la ciudadanía, al grito de ‘okupa’, ‘fuera de La Moncloa’ y ‘elecciones’. Su reacción ha sido decir:

“No voy a ser menos que [Felipe] González y [José Luis Rodríguez] Zapatero”,

Pero ahí no quedó la cosa. El presidente del Gobierno y su esposa, Begoña Gómez, ya en la recepción celebrada en el Palacio Real con motivo de la Fiesta Nacional, encabezaban la fila de invitados, saludaron a los Reyes y, en vez de seguir desfilando, se detuvieron, se colocaron al lado de los Reyes y comenzaron saludar al resto de los invitados. El cuento se acabó cuando fue resuelto por uno de los encargados de protocolo, que se acercó, con educación pero sin miramientos, para que siguieran circulando.

Si gustan, contemplen la insólita secuencia:

.

El País cuenta que fue un error de protocolo de la Casa del Rey… pero como observarán que el ‘doctor’ se pega a los Reyes… automáticamente !!!

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Monstserrat Caballé [España, 1933-2018], soprano

. [En construcción]

‘Casta diva’. Norma [1831], Ópera de Vincenzo Bellini. En versión en directo de Montserrat Caballé. Orchestra and Chorus of the Teatro Regio di Torino, conducted by Giuseppe Patanè. Theatre Antique d’Orange, 1974.

••

Barcelona‘ [1987] canción interpretada por el cantante de QueenFreddie Mercury [Tanzania, 1946-1991] y la diva catalana de ópera Montserrat Caballé [España, 1933]; primera pista del disco homónimo [1988]. La letra y música fueron compuestas por Mercury y Mike Moran [Reino Unido, 1948]. Esta es la versión en directo, como himno de los Juegos Olímpicos de Barcelona [1992]. Letra.

••

Lucrezia Borgia [1833]. Ópera de Gaetano Donizetti. En versión en directo de Montserrat Caballé, Jane Berbié, Alain Vanzo y Kostas Paskalis, con Jonel Perlea dirigiendo la American Opera Society Orchestra. Carnegie Hall, 20 Abril, 1965. Sólo audio.

.

‘Addio del passato’. La Traviata [1853]: Act III. Ópera de Giuseppe Verdi. Montserrat Caballé, The Diva. RCA Italiana Opera Orchestra, bajo la dirección de Georges Prêtre. Grabación de 1967. Sólo audio.

.

Don Carlo [1867]. Ópera de Giuseppe Verdi. En versión en directo de Montserrat Caballé – Elisabetta / Plácido Domingo – Don Carlo / Piero Cappuccilli – Rodrigo / Fiorenza Cossotto – Eboli. Eliahu Inbal, director de la Orchestra de la Arena de Verona, 1969. Sólo audio.

.

Aida [1871]. Ópera de Giuseppe Verdi. En versión de Montserrat Caballé – Aida / Plácido Domingo Radames / Fiorenza Cossotto – Amneris / Paul Plishka – Ramfis / Peter Glossop – Amonasro / Robert Lloyd – Il Re / John Dobson – Messaggero / Yvonne Kenny – Sacerdotessa. The Royal Opera Chorus Children from Sandra Patmore School of Dance The Orchestra of the Royal Opera House. Dirección de Riccardo Muti. Royal Opera House, Covent Garden, 1977. Sólo audio.

.

“Belle Nuit/Barcarolle”, de Los cuentos de Hoffmann [1881]. Ópera de Jacques Offenbach. En versión orquestal, en directo, de Montserrat Caballé y Marilyn Horne. Munchner Rundfunk Orchestra, dirigida por Nicola Rescigno, en el Philharmonie Hall de Munich, 1990. Aquí, el recital al completo.

.

“Final Scene” de Salomé [1905]. Ópera de Richard Strauss. En versión orquestal, en directo, de Montserrat Caballé, bajo la dirección de Zubin Mehta, en Nueva York, 1978.

.

“Soave sia il vento” (Extract). De Così fan tutte [1790] / Act 1. Obra de Wolfgang Amadeus Mozart. En versión grabada de Montserrat Caballé · Dame Janet Baker · Richard van Allan · Orchestra of the Royal Opera House, Covent Garden, bajo la dirección de Sir Colin Davis, 1974. Sólo audio.

.

“Final Scene” de Salomé [1905]. Ópera de Richard Strauss. En versión en directo de Montserrat Caballé y Sherrill Milnes, bajo la dirección de Erich Leinsdorf, en 1968. Subtítulos en español.

••

Concierto en Madrid. 1972. Temas: Verdi: I Vespri Siciliani. (Obertura) / Don Carlo. (Tu che le vanità) / Macbeth. (Ballet Music) / Otello. (Canzone del Salice – Ave María). Carlo Felice Cillario, director.

.

Concierto en Barcelona. 1975. Barcelona Symphony Orchestra. Temas: Puccini: 00:28 Preludio sinfonico / 10:00 O mio babbino caro / 13:28 Ch’il bel sogno di Doretta / 17:35 Manon Lescaut – intermezzo / 23:30 In quelle trine morbide / 27:07 Sola, perduta, abandonata / 31:57 La Boheme – instrumental / 43:50 Signore ascolta / 47:00 Tu che di gel sei cinta / 50:18 Un bel di vedremo / 55:30 Tosca – atto 3 beginning / 1:02:30 Vissi d’arte / 1:06:32 Si mi chiamano Mimi / 1:12:30 Donde lieta usci 

••

La última entrevista a Montserrat Caballé. En Televisión Española, a cargo de la periodista Mari Cruz Soriano, en junio de 2018, emitida el pasado 6 de octubre.

••

.

Los “diez mandamientos” de Caballé

Las grabaciones piratas y en estudio documentan la grandeza y versatilidad de la diva barcelonesa

Rubén Amón en El País, 071018

Igual que se retiran las camisetas de los grandes deportistas cuando cuelgan las botas, bien podrían retirarse del repertorio la óperas que jalonaron la trayectoria de Montserrat Caballé, una soprano versátil cuyo legado se divide en versiones piratas y de estudio a semejanza de un testamento de acceso universal. Aquí están sin orden jerárquico ni valor dogmático sus diez mandamientos.

 1.- La Traviata (Verdi).- La versión de la ópera registrada en 1967 (RCA) identifica a una Caballé joven de edad pero madura en su color y afinidad verdiana. No hace una lectura dramática ni desgarrada, pero la estilización de su Violetta precipita una lectura apabullante, más en el segundo y en el tercer acto que en el primero. Su “addio al pasato” es un hito de la discografía. Y acompaña a la diva un Carlo Bergonzi en estado de gracia con los bendiciones de Georges Pretre.

 2.- Don Carlo (Verdi).- Me contaba Caballé cuando la encontré por última vez que su tenor favorito era Plácido Domingo. Cuando no cantaba con él. Y cuando cantaba con él. El Don Carlo que concibieron juntos es un acontecimiento. Particularmente el dúo del último acto. Hay una grabación canónica en estudio con la batuta de Giulini (EMI), pero las emociones de la opción pirata en Verona con la mediación de Inbal en el foso (Opera d’Oro, 1969) la convierten en una experiencia indescriptible.

3.- Aida (Verdi).- La trilogía verdiana exige detenerse en la cualificación de Caballé como una de las grandes Aidas del siglo. La belleza canora resalta tanto como el calor que incorpora al personaje. Hay un testimonio pirata “cobrado” en La Scala bajo la dirección de Schippers (Myto). Un milagro verificado en 1976 del que formaron parte Carlo Bergonzi, Grace Bumbry, Piero Cappuccilli y Ruggero Raimondi. La versión en estudio con Muti (EMI) reanuda su idilio con Plácido Domingo.

4.- Norma (Bellini).- Puede que Norma no se siquiera la mejor ópera de Bellini, pero el personaje de Norma sí es uno de los grandes hitos del XIX. Requiere la personalidad, el estilo y hasta la resistencia que Caballé supo otorgarle en la exégesis del belcantismo. Forma y fondo en un papel endiablado que supo lucir en un interesantísimo documento audiovisual realizado en Orange en 1974 (Vai). Su pareja es el enorme tenor canadiense Jon Vickers.

5.- Lucrezia Borgia (Donizetti).- Esta ópera fetiche de la Caballé le abrió las puertas al mundo gracias a la sustitución de Marilyn Horne en el Carnegie Hall neoyorquino. El testimonio de 1965 está disponible en una edición pirata del sello Standing Room Only, aunque también puede “visitarse” la versión en estudio que consumó con Alfredo Kraus en el sello RCA. La una y la otra ilustran el virtuosismo de la diva. Y exponen el milagro de su fiato y de su… “filato”.

6.- Turandot (Puccini).- Fue la Caballé una extraordinaria intérprete pucciniana, aunque aquí no la destacamos por su protagonismo en el papel principal, sino por la delicadeza y sensibilidad en el papel “secundario” de Liu. La grabación de Mehta en el sello Decca (1972) ocupa la estantería de cualquier melómano con criterio. De hecho, la Caballé comparte reparto con Joan Sutherland y Luciano Pavarotti. Caballé terminaría interpretando el papel de Turandot, pero los requisitos dramáticos y la extensión del personaje malograron la intentona.

 7.- Madama Butterfly (Puccini).- Hay una versión para fetichistas que se concibió en 1968 con la Orquesta de RTVE y la dirección de Gianfranco Rivoli (Opera D’oro). No es la mejor de las disponibles, pero reviste un interés artístico y sentimental porque reúne a la soprano con su marido, el tenor Bernabé Martí. Igual que sucedía por cierto en una versión de Il Pirata que ambos alumbraron para el sello EMI.

8.- Così fan tutte (Mozart).- La soprano catalana y el compositor salzburgués no coincidieron demasiado. Hay una versión para muy cafeteros de sus Bodas de Figaro en la Opera de Dallas (1967), pero es mucho más interesante el trabajo en estudio de Così fan tutte que realizó bajo el criterio clarividente de Colin Davis con las huestes del Covent Garden y con un reparto en el que brillan la Cotrubas y Nicolai Gedda.

 9.- José Carreras.- No es el título de una ópera, sino el nombre de un compañero del viaje con el que Montserrat Caballé relanzó su carrera y viceversa. Fruto de esta relación fabulosa surge un catálogo desigual y versátil que comprende la Tosca que grabaron con Colin Davis, la incursión en el repertorio de Rossini (Elisabetta), el desarrollo de las óperas de Verdi menos conocidas (Il Corsaro), la extravagancia del Cristóbal Colón de Balada y, por supuesto, el maridaje belcantístico de Lucia de Lammermoor (Philips) a las órdenes de López Cobos.

10.- Salomé (Richard Strauss).- La Caballé fue un ídolo soviético y un mito de la cultura alemana al que quiso corresponder con sus incursiones en el gran repertorio centroeuropeo. Hay un disco grabado a las órdenes de Zubin Mehta (CBS) que ilustra su afinidad a Wagner, pero también reviste interés la Salomé de Richard Strauss que concibió junto al maestro Leinsdorf en el sello RCA. La observamos en una de sus cimas canoras, carismáticas y expresivas.

••

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

Dolores Delgado y la justicia regeneradora

.

.

ZPedro y la división de poderes

Anteayer el pleno del Congreso votó una moción para que la Ministra de Justicia dimita, que salió adelante por la abstención de ERC y Podemos, además del voto a favor de populares y Ciudadanos.

Ese mismo día, ZPedro hizo público que no comparecerá en el Senado para hablar de su tesis doctoral.

Ayer, la Ministra de Justicia dio, ante la Comisión de Justicia del Congreso, su enésima versión sobre su relación con Villarejo y las grabaciones divulgadas.

El pasado 25 de septiembre, el Senado la reprobó.

ZPedro argumenta que no cederá ante esta ‘campaña’, que ya no cesará a ningún Ministro más y que él está decidido a otorgar credibilidad al Poder legislativo.

Como lo leen.

Por si desean contemplar el vídeo de la Sesión nº 47, de ayer, 101018, de la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados, en cuyo orden del día figuró la Comparecencia de la Ministra de justicia, a petición propia, para informar en relación con la reciente difusión de las grabaciones del Sr. Villarejo Pérez. (Núm.Exp. 214/000105 )

EQM

pd Ayer se supo que la Comisión Nacional del Mercado de Valores abrió expediente a Borrell en 2017, por uso de información privilegiada en la venta, en 2015, de acciones de Abengoa, empresa de la que era consejero. El regulador resolvió este expediente el pasado 27 de septiembre, con una propuesta de sanción que se sitúa en el mínimo de la horquilla prevista por ley para casos de infracción muy grave.

••

.

Un bochornoso fracaso

Victoria Prego en El Independiente 111018

Asombroso por escandaloso. Lo sucedido este miércoles en la Comisión de Justicia incumplió las mínimas exigencias derivadas del motivo que justificaba esta comparecencia. A la ministra de Justicia Dolores Delgado no se le hizo más que una sola pregunta concreta sobre el contenido de la conversación publicada por algunos medios de comunicación  y que constituyeron un escándalo de primera magnitud, tanto que desde entonces diferentes grupos de la oposición han estado reclamando la dimisión o el cese de la actual ministra de Justicia.

Pero, si nos atuviéramos a lo escuchado en la tarde del miércoles -más de dos horas y media de intervenciones- nadie podría saber con certeza por qué razón esta ministra ha estado en la picota durante semanas. Imposible saberlo.

Empezando porque los grupos de Bildu y de ERC se dedicaron, como es costumbre en ellos, a hablar de  “lo suyo”.  La portavoz de Bildu empleó su tiempo en hablar  de las torturas a presos etarras por parte  de la policía y de las condenas al Estado español por parte del Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo. Y la de ERC en sacar a colación a los que ella, naturalmente, calificó de “presos políticos” de los que dijo que eran personas buenas y hasta nos contó que, cuando fue encarcelado, Jordi Cuixart tenía un bebé de seis meses. La que esto escribe no daba crédito a lo que estaba oyendo pero no sabía, inocente, lo que estaba aún por llegar.

El portavoz del PNV había abierto la cancela de los despropósitos cuando afirmó que a ellos, al grupo parlamentario nacionalista vasco, no les había parecido en ningún momento que el contenido de esa conversación grabada por el ex comisario Villarejo contuviera nada que pudiera justificar una petición de dimisión o cese. En este punto hay que recordar al lector, por si se hubiera olvidado, que en esa cinta se escucha a la entonces fiscal en ejercicio y ahora ministra de Justicia decir que había visto a jueces y fiscales del Tribunal Supremo hacerse acompañar de chicas menores de edad con propósitos evidentemente de relación sexual y no consta que ella hubiera comprobado la edad de las acompañantes de sus colegas ni consta tampoco que,  ante ese posible delito, ella hubiera actuado.

Pero celebraba también la señora Delgado el acierto del propio comisario Villarejo al montar una agencia de prostitutas con el propósito de sacar información a importantes hombres del mundo empresarial e institucional para hacerles luego chantaje y poderles presionar, otro delito evidente ante el que tampoco consta que ella haya denunciado a su presunto autor.

Bien, ¿quieren creer ustedes que nada de eso se le preguntó a la ministra?  El portavoz de Ciudadanos, señor Prendes, fue el único que le preguntó, pero sin insistir más en ello, por este último punto al que la ministra no se molestó en responder. Y aquí se acabó la cosa. Pero si fue insuficiente, aunque resultara la más concreta, la intervención del representante del partido naranja, la que ya resultó inconmensurable fue la de la señora Moro, del Partido Popular. Esta diputada se dedicó a pasear por todos los senderos secundarios que alcanzó a encontrar hasta debajo de las piedras y eludió en todo momento cualquier pregunta que apuntara al centro de la cuestión.

Ni uno sólo de los interrogantes fue planteado por su señoría la diputada popular. Eso sí, supimos cosas de tanta trascendencia para el caso como que el PP admira y apoya a las fuerzas de cuerpos de seguridad del Estado y que la señora Moro también está, en comunión perfecta con la ministra de Justicia, muy orgullosa de ser mujer aunque le afeó, también muy levemente, a la compareciente que pusiera su condición femenina como explicación de la, según ella, persecución de la que está siendo objeto.

Con decir que su pregunta más concreta a la ministra fue “¿En qué consistió ese tercer encuentro con Villarejo?”.  Como la señora Delgado había reconocido tres contactos con el comisario, la portavoz del PP se mostró interesada, mire usted por dónde, en un encuentro del que no se ha filtrado conversación alguna y no hay, por lo tanto, ningún indicio de que se haya tratado  de un encuentro reprochable. Pero, por supuesto, ni la ministra se molestó en aclarárselo ni la señora Moro volvió sobre el asunto.

Es más, la señora Delgado pudo repetir varias veces y sin que nadie le pusiera la más mínima pega la siguiente frase que da una idea del fracaso estrepitoso en que se convirtió desde los primeros compases esta comparecencia inútil porque ha estado a años luz de cumplir su propósito: “Yo no voy a entrar en el contenido de las grabaciones”.

Pues entonces ¿a qué habían venido la señora Delgado y sus señorías? Por lo que se ve, a echar la tarde. Porque hay que recordar que la ministra llevaba muchos días sin contestar a ninguna pregunta de los medios de comunicación porque, según decía, lo iba a explicar todo en la Comisión de Justicia. Y no explicó absolutamente nada. Bien es verdad que tampoco nadie hizo el menor intento de forzarla a ello.

El portavoz del PSOE, señor Campo, completamente cómodo y relajado hasta el extremo, vistos los caminos por los que estaba derivando la comparecencia, se permitió insinuar, sin decirlo abiertamente porque eso es más de lo que incluso él mismo habría podido tolerar, que juzgar los hechos del pasado con criterios e información del presente es un error y una trampa en la que hay que evitar caer. ¡Pero es que se refería, sin citarlo, al comisario Villarejo! Del que vino a decir que prácticamente nos acabamos de enterar ahora que era un policía corrupto.

Hombre, no, eso no. Las prácticas sucias del ex policía son archiconocidas desde hace décadas por todos los que han tenido alguna relación con la vida pública, incluidos los periodistas y, por supuesto, incluidos todos los fiscales y todos los jueces de la Audiencia Nacional, sin faltar ni uno. Pero Campo lo dijo porque podía decirlo, y podía hacerlo porque el clima desdibujado y evanescente que se había instalado en la sala ya hacía posible cualquier demasía en la defensa de la compareciente.

Para que se hagan una idea, en la redacción de este periódico desde el que escribo, no había colega que no estuviera con los ojos como platos: no puede ser posible lo que estamos viendo en esta Comisión, nos decíamos unos a otros. Cómo habrá sido la cosa que la señora Delgado, al final de su paseo por las flores en que se había convertido ya irremisiblemente su comparecencia, incluso se permitió atacar al PP y al gobierno anterior, de modo que la portavoz de ese partido se vio en la necesidad de intentar defenderse, cosa que no consiguió.

Al final, la ministra de Justicia le dijo a la señora Moro: “Me deja usted muy tranquila”. Hablaba aparentemente de la profesión de amor que la portavoz popular acababa de hacer de la Policía española, pero yo sospecho que la frase pudo tener la intención de abarcar el desarrollo completo de la sesión, que resultó toda ella un bochornoso fracaso.

.

Ministra Delgado, ‘éxito garantizado’

Pablo Sebastián en Republica.com, 101018

La ministra de Justicia Dolores Delgado, por más que se maquille, es un zombi. Un muerto viviente de la política con asiento machista (el suyo) en un Gobierno que presume de feminista. Y con unos modales, gestos y cúmulo de descalificaciones a los adversarios políticos impropios del cargo que aún ostenta y del que acabará saliendo de muy mala manera.

Una ministra, fiscal y persona que hace y dice en privado lo contrario de lo que hace y dice en público. Y que se reúne, como hizo Delgado alegremente con un destacado miembro de ‘las cloacas’ como es el comisario Villarejo y en ese encuentro, que primero negó mintiendo, actúa de manera indigna con comentarios sobre jueces y magistrados mientras ampara los relatos de Villarejo que son presuntamente delictivos.

Y todo para concluir diciendo que ella es víctima de un chantaje contra el Gobierno y el Estado, cuando en realidad ella es solo víctima de sus actos, mentiras e indecentes comentarios en público y en privado.

Y lo que es peor su amigo, o su novio, que la reunió con Villarejo el ex juez Baltasar Garzón (condenado por escuchas ilegales) resulta que también es abogado de los compañeros comisarios de Villarejo. Y se ha sabido que la ministra actuó como fiscal en un oscuro caso de extradición en Guatemala a pesar que en principio no le correspondía y que llevaba el juez Andreu de la Audiencia Nacional, otro magistrado del clan de Garzón y Casado.

Hasta el punto que la ministra Delgado (cuyo nombramiento al frente del ministerio de Justicia propuso Garzón a Sánchez) pretendió nombrar al tal juez Andreu ni más ni menos que Secretario de Estado de Justicia. Lo que finalmente impidió el Presidente Sánchez por sugerencia del ministro de Interior, Grande Marlaska (al que Delgado había tildado de ‘maricón’) quien al parecer advirtió a Sánchez de que Andreu también podía aparecer en los audios de Villarejo.

Y Pedro Sánchez finalmente vetó el nombramiento de Andreu como también rectificó el intento de la ministra Delgado de desamparar al juez Llarena ante una burda demanda de Puigdemont en Bélgica. Y ahora empieza Sánchez a darse cuenta de que quien de verdad manda en el Ministerio de Justicia por persona interpuesta es Baltasar Garzón.

El que pretende eliminar de los procesos en curso los audios de Villarejo, en los que también se ha conocido que Garzón se reunió con Villarejo y otros comisarios amigos para preparar el caso Gürtel antes de que comenzaran las actuaciones judiciales. Como Garzón se reunió en 2009 con el entonces ministro de Justicia Bermejo (que tuvo que dimitir por ello) en una famosa cacería en Jaén donde también se maquinó el caso Gurtel. Y donde según algunas informaciones Garzón se presentó en compañía de la hoy ministra Delgado. La que, por lo que ahora se ve, está en todas las salsas.

Incluidas las de Villarejo a quien Delgado amparaba cuando el comisario presumía tener un burdel para chantajear a personajes conocidos y a los poderosos. A lo que la entonces fiscal Delgado, en vez de levantarse para ir a un juzgado de guardia a presentar la pertinente denuncia, añadió: ‘éxito garantizado’.

Pues ese es exactamente el calificativo que merece la penosa actuación de la ministra Delgado en el escaso tiempo que lleva al frente de Justicia un ‘éxito garantizado’. Lo que debería completarse con un cese fulminante y a ser posible antes de que aparezcan los audios de sus otras dos reuniones con Villarejo, si Sánchez no quiere que el enredo y el Ministerio de Justicia continúen bajo la dirección del inefable Garzón.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

¿Todos contra VOX?

.

.

“Un ventarrón de farsa general y omnímoda sopla sobre el terruño europeo. Casi todas las posiciones que se toman y ostentan son internamente falsas. Los únicos esfuerzos que se hacen van dirigidos a huir del propio destino, a cegarse ante su evidencia y su llamada profunda, a evitar cada cual el careo con ese que tiene que ser. Se vive humorísticamente, y tanto más cuanto más trágica sea la máscara adoptada.”

De  ‘La rebelión de las masas‘ [1929]. Ortega y Gasset, José

.

¿Quiénes y por qué temen a VOX?

Como estaba previsto, el indudable éxito del partido VOX en Vistalegre este fin de semana, ha supuesto el pistoletazo de salida para los partidos que sienten temor a que parte de sus votantes sientan la tentación de migrar a ese reforzado proyecto, le disparen con toda suerte de improperios y descalificaciones.

Y no sólo los partidos. Como también tiene toda su lógica -equivocada, desde luego- los medios que viven gracias y en torno a esa burocracia partitocrática que actualmente impera, no han dudado un segundo en dar cobertura divulgativa a tal reacción plagando su información de megafónicas y repetitivas cantinelas contra el fascismo ultraderechista que dicen que VOX representa.

Algo que el propio partido esperaba, incluso con retranca, desde la acertada convicción de que tal actitud de unos y otros sólo hará que incrementar la intención de voto y la militancia en favor proyecto.

¿Por qué? Porque la ciudadanía, que ha sido la pagana de las actuales crisis económicas y políticas, ya ha perdido gran parte de la confianza que depositaba en el burocrático bipartidismo político, en sus jaleadores medios afines y en el nuevo capitalismo global, y comienza a reaccionar deseando deshacerse de ese bucle plagado de mentiras que ahora se denominan ‘posverdad‘ para volver a esas  raíces que han conformado, tradicionalmente, su Estado-Nación, basadas en la propia cultura, su historia, cohesión interna y la valoración de esfuerzo, mérito y la capacidad.

Y eso, que no sólo está ocurriendo en España sino que se expande por todo Occidente a través de un movimiento en defensa propia -‘primero, los españoles‘- y que trata de combatir esa nueva sociedad sin cultura, consumista, dividida en ‘orgullosos’ colectivos identitarios como el ecofeminismo, el nacionalismo regional, el antipatriarcado, el animalismo, la alianza de civilizaciones, el mundo sin fronteras y demás surrealistas desvertebraciones, ha comenzado ha decir basta y a enfrentarse a un régimen establecido en el que la división de poderes está en crisis y en el que la política económica ha sido sustituida por la economía polítizada de las multinacionales y apoyada por los medios beneficiarios de la misma.

Con objeto de que saquen sus propias conclusiones, yo les invito a que hagan un somero repaso al programa de 100 propuestas que VOX ha puesto a disposición del ciudadano [ver infra] y que se centra en cuestiones tan candentes como la Unidad de España, el despilfarro autonómico, la idea confederal en torno a la Unión Europea, la degradación de la familia, el mito ecofeminista de género, la actualización de las pensiones, la antimasculinización, la vulnerabilidad fronteriza, la defensa del Estado, el control educativo, el hundimiento del Estado del Bienestar, la burocratización sindical, etc.

Y entonces comprenderán cuántas de tales cuestiones son enarboladas por VOX por la sencilla razón de haber sido abandonadas, cuando no degradadas, durante cuarenta democráticos años, por el PP y el PSOE.

Piensen, desde luego, en qué manos está actualmente la Presidencia del Gobierno de España o del estado en que se encuentra el conflicto catalán, cuando, ayer mismo, nos enteramos, por ejemplo, de que el presidente de la CEOE y el líder de UGT acaban de visitar a Junqueras en la cárcel “por amistad personal”.

Lo que unido a la ruptura independentista de ayer en el Parlament y a la abstención de Esquerra Republicana de Catalunya, también ayer, en la reprobación de la Ministra Delgado en el Congreso, parece confirmar, definitivamente, que ZPedro tiene un pacto acordado con Junqueras, con el visto bueno de los agentes económicos y sociales, para alargar su estancia en palacio y seguir ahogando la independencia del poder judicial.

El libro Guinness de los records va a tener que abrir, tipo Soraya en Barcelona, despacho permanente en Madrid…

Así que, mientras tantos medios tratan de convencernos de que la extrema derecha se está aliando en el mundo mundial -EEUU, Brasil, Suecia, Austria, etc- para retornar al fascismo, más nos vale que nos preocupemos de que más importante que votar a un partido u otro -cualquiera de los legalizados es posible- es exigir al partido de nuestras preferencias que luche por poner en práctica un programa que defienda nuestras ideas y necesidades, pensando en nosotros y en nuestros hijos, es decir, el futuro de este gran país.

De modo que o el PP y el PSOE se ponen las pilas -también Ciudadanos, abandonado sus vaivenes- o resulte muy probable que se vean afectados -junto con Podemos, obviamente- por el consiguiente abandono electoral de quienes no estén dispuestos a que les sigan tomando el pelo ni un minuto más.

EQM

pd Puestos a hablar de extremas vivencias actuales, les dejo el vídeo de cómo la pública televisión socialista extrema de Chimo Puig maltrató en la Comunidad Valenciana a una representante sindical de la Policía Nacional y de la Guardia Civil, intentando obligarle a que entendiera una lengua valenciana, que no entendía, y, finalmente, cortando la conversación con ella por tal motivo. Ah, y con la correspondiente coz a VOX, faltaría más.

Todo un ejemplo de socialismo extremo:

Sobre el éxito de VOX en Vistalegre

••

Las 100 medidas de VOX [completas; pdf]

••

De entre las mismas

La divulgación de 100 medidas para regenerar este país me resultan excesivas al ir dirigidas a una sociedad intencionadamente analfabetizada durante 40 años y, por tanto, sumamente reacia a leer más allá de un twitter.

Hubiera sido preferible un pregón a los cuatro vientos de las 10 medidas vertebrales que todo el mundo entiende y quiere oir.

No obstante lo cual, les dejo con algunas de las que a mí me han resultado más trascendentes y alejada de cualquier carta a los Reyes Magos.

Arriba, ya les digo, las tiene todas en pdf.

EQM

ESPAÑA, UNIDAD Y SOBERANÍA

1. Suspensión de la autonomía catalana hasta la derrota sin paliativos del golpismo y la depuración de responsabilidades civiles y penales. 2. Ilegalización de los partidos, asociaciones o ONGs que persigan la destrucción de la unidad territorial de la Nación y de su soberanía. 3. Dotar de la máxima protección jurídica a los símbolos de la nación, especialmente la Bandera, el Himno y la Corona. […]. Hay que cumplir estrictamente el mandato constitucional de que todos los españoles tienen derecho a utilizar el español, y el deber de conocerlo. […]. 5. Supresión de las policías autonómicas. Y, en un primer paso, subordinación absoluta de estos cuerpos al Cuerpo Nacional de Policía y a la Guardia Civil. 6. Transformar el Estado autonómico en un Estado de Derecho unitario […]. Un solo gobierno y un solo parlamento para toda España. Como paso previo: devolución inmediata al Estado de las competencias de Educación, Sanidad, Seguridad y Justicia […]. 9. Derogación inmediata de la Ley de Memoria Histórica. […]. 10. Supresión del Concierto Económico Vasco y el Convenio Navarro y la incorporación de ambas regiones y sus Diputaciones Forales al Régimen Común.

LEY ELECTORAL Y TRANSPARENCIA

11. Reforma del sistema electoral para que valga lo mismo el voto de todos los españoles y los Diputados respondan ante los electores y no tanto ante los partidos políticos. […]. 12. Supresión de las cuotas (por sexo o por cualquier otra causa) en las listas electorales. […].

INMIGRACIÓN

14. Deportación de los inmigrantes ilegales a sus países de origen. 15. Deportación de los inmigrantes que estén de forma legal en territorio español pero que hayan reincidido en la comisión de delitos leves o hayan cometido algún delito grave. 16. Revisión de los tipos penales (y endurecimiento de sus penas) para combatir a las mafias de la inmigración ilegal, así como para quienes colaboren con ellas, ya sean ONGs, empresas o particulares. 17. Acabar con el efecto llamada: cualquier inmigrante que haya entrado ilegalmente en España estará incapacitado, de por vida, a legalizar su situación y por lo tanto a recibir cualquier tipo de ayuda de la administración. 18. Persecución efectiva de las mafias de comercio callejero, no solo los vendedores, también la producción y distribución. 19. Suprimir la institución del arraigo como forma de regular la inmigración ilegal. Revocación de las pasarelas rápidas para adquirir la nacionalidad española. 20. Elevar la exigencia en nivel de idioma, tributación e integración para la adquisición de la nacionalidad. Posibilidad de perder la nacionalidad adquirida por actividades contra la soberanía, seguridad o independencia nacional. […]. 22. La inmigración se afrontará atendiendo a las necesidades de la economía española y a la capacidad de integración del inmigrante. Se establecerán cuotas de origen privilegiando a las nacionalidades que comparten idioma e importantes lazos de amistad y cultura con España.

DEFENSA, SEGURIDAD Y FRONTERAS

23. Cierre de mezquitas fundamentalistas. Expulsión de los imanes que propaguen el integrismo, el menosprecio a la mujer, o la yihad. 24. Prohibición de erigir mezquitas promovidas por el wahabismo, el salafismo, o cualquier interpretación fundamentalista del Islam. Exigencia del principio de reciprocidad en la apertura de lugares de culto. Rechazar e ilegalizar la financiación por parte de terceros países de lugares de culto en suelo español. 25. Exigir a los responsables de la religión islámica en España una absoluta colaboración para la detección de radicales. Exclusión de la enseñanza del Islam en la escuela pública. 26. Fortalecer nuestras fronteras. Levantar un muro infranqueable en Ceuta y Melilla. Dar a policías y FFAA todos los recursos materiales y humanos para que puedan cuidar nuestras fronteras con total eficacia, junto con el amparo legal correspondiente. 27. Incrementar y racionalizar el presupuesto de Defensa. Diseño e implementación de una nueva política de defensa orientada a proteger a nuestro país de una forma autónoma. […].

ECONOMÍA Y RECURSOS

34. Diseñar y aplicar un nuevo Plan Hidrológico Nacional bajo el principio de la solidaridad y el bien común. […]. 35. Drástica reducción del gasto político. Eliminación de cargos y organismos duplicados, ideológicos o por cualquier otra razón prescindibles. Cerrar organismos destinados a crear estructuras paralelas al Estado, las televisiones autonómicas, defensores del pueblo, Consejos Consultivos, Agencias Meteorológicas, etcétera. 36. Fusión de ayuntamientos y significativa reducción en el número de representantes locales. […]. 37. Simplificación de normativas, trámites y procedimientos. […]. Eliminar todo tipo de coste público (tasas e impuestos) para la constitución y puesta en marcha de una empresa sea cual sea la forma jurídica que adopte. 52. Las pensiones contributivas estarán exentas en el IRPF […]. 53. Un nuevo modelo para nuestras pensiones (mixto de capitalización y reparto). Un sistema que se base en: 1. La solidaridad: garantizando una pensión mínima que se revalorice con el coste de la vida 2. La propiedad: asegurando el derecho de los ciudadanos a disponer de ahorros propios al finalizar su vida laboral que complementen las pensiones mínimas. […].

SALUD

55. […]. Tarjeta sanitaria única, calendario de vacunación único, gestión integral de las listas de espera y cartera de servicios única en todo el territorio nacional. 56. Suprimir en la sanidad pública las intervenciones quirúrgicas ajenas a la salud (cambio de género, aborto…) […]. 58. Establecimiento de un Sistema de Compras centralizado […]. 59. Eliminación del acceso gratuito a la sanidad para inmigrantes ilegales y copago para todos los residentes legales que no tengan un mínimo de 10 años de permanencia en nuestro suelo. Se cubrirán únicamente servicios de urgencia.

EDUCACIÓN Y CULTURA

[…] 61. Implantar el sistema de cheque escolar. Devolver a los padres una auténtica libertad para elegir la educación de sus hijos, empezando por la elección del colegio. 62. Garantizar el derecho a ser educado en español en todo el territorio nacional. El español debe ser legua vehicular obligatoria y las lenguas cooficiales como opcionales. Los padres deben tener derecho a elegir la lengua de escolarización de sus hijos. 63. Instaurar el PIN Parental y Autorización Expresa con objeto que se necesite consentimiento expreso de los padres para cualquier actividad con contenidos de valores éticos, sociales, cívicos morales o sexuales. 64. Implantar exámenes de control a nivel nacional (incluyendo uno de nivel de conocimiento de la lengua española) al finalizar la educación primaria, la secundaria obligatoria y el bachillerato […]. 67. Impulsar una ley de protección de la tauromaquia, como parte del patrimonio cultural español. 68. Se protegerá la caza, como actividad necesaria y tradicional del mundo rural. Promoción de una licencia única a nivel nacional eliminando el sistema de licencias autonómicas e inter autonómicas.

VIDA Y FAMILIA

70. Derogación ley de violencia de género y de toda norma que discrimine a un sexo de otro. En su lugar, promulgar una ley de violencia intrafamiliar que proteja por igual a ancianos, hombres, mujeres y niños. Supresión de organismos feministas radicales subvencionados, persecución efectiva de denuncias falsas. Protección del menor en los procesos de divorcio. […]. 73. Crear y dotar anualmente en los Presupuestos Generales del Estado una prestación universal por hijo a cargo para las familias españolas, por un mínimo de 100 euros al mes. […]. 74. Tratar las bajas por enfermedades relacionadas con el embarazo como baja por maternidad, cero coste para la empresa. 75. Defensa de la vida desde la concepción hasta la muerte natural. […]. 80. Prohibición de los vientres de alquiler y toda actividad que cosifique y utilice como producto de compra venta a los seres humanos. 81. Defensa de la custodia compartida como regla general y proteger el derecho de los menores a relacionarse con ambos progenitores y con sus abuelos

LIBERTADES Y JUSTICIA

82. Fin de subvenciones públicas a partidos políticos y sus fundaciones, sindicatos, patronales y organizaciones de proselitismo ideológico. […]. 83. Anteponer las necesidades de España y de los españoles a los intereses de oligarquías, caciques, lobbys u organizaciones supranacionales. 84. Ley de memoria dignidad y justicia para las víctimas del terrorismo. Impedirá de forma efectiva los homenajes a los asesinos, desterrando cualquier recuerdo de los criminales y honrando la memoria de todas las víctimas del terrorismo separatista e islamista, desde los colegios hasta el último de los organismo oficiales. 85. Creación de un memorial de las víctimas del terrorismo. 86. Promulgar leyes antiokupacion y anti usura. Los españoles podrán hacer uso de la fuerza proporcional para defender su hogar, para ello se ampliará el concepto de legítima defensa. Tipificar la ocupación de viviendas como delito contra la propiedad privada. Reforma legislativa para que los okupas sean expulsados en cuestión de horas de las viviendas donde han entrado. […]. 87. Desarticulación efectiva de ETA y sus satélites mediáticos y financieros. Investigación de todos los crímenes de la banda aún no resueltos. Modificación de la ley para eliminar la prescripción de los crímenes de terrorismo separatista e islamista. […]. 90. Restaurar todo el rigor penal para el terrorismo y los delitos más graves, incluyendo la cadena perpetua. […]. 93. […]. La totalidad de los miembros del Tribunal Supremo y Consejo General del Poder Judicial sean elegidos por concurso de méritos por y entre quienes son parte de la comunidad de la Justicia. […]. Supresión del tribunal Constitucional, su funciones las asumirá una sala sexta del Tribunal Supremo. […]. 95. Eliminación del Jurado.

EUROPA E INTERNACIONAL

96. Impulsar en Bruselas un nuevo tratado europeo, en la línea que defienden los países del grupo de Visegrado en cuanto a fronteras, soberanía nacional y respeto por los valores de la cultura europea y que aumente considerablemente el peso de España en la toma de decisiones, al menos tanto como lo hacía el tratado de Niza. 97. Reducción del gasto político europeo, eliminar duplicidades y agencias que se inmiscuyan en la soberanía nacional. Exclusividad del Estado, en lo que se refiere a relaciones internacionales (art. 149 de la Constitución). Supresión de toda representación política exterior de regiones o municipios. […]. 100. Impulsar un gran Plan Nacional de Cooperación Internacional con las naciones de la comunidad histórica hispana para la ordenación de las inversiones, ayuda a las empresas españolas, garantizar la seguridad jurídica en los países de acogida y ordenar el flujo migratorio.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.

La ruina de las políticas identitarias

.

.

Superficialidad y grandes superficies

La superficialidad se ha adueñado de la calle, al venderse políticamente en forma de movimientos identitarios que odian al Sistema y centrar la ilusión de la ciudadanía en que ella forma parte de los grupos de privilegio que van a manejar el futuro y que eso le supondrá, más pronto que tarde, su libre y gratuito acceso al inmenso y feliz consumo que supone entrar en una superficie comercial con las tarjetas blak que el progre populismo ecofeminista buenamente disponga.

Todo será que esos nuevos y orgullosos colectivos con orgullosa identidad diferenciadora y discriminada positivamente, compitiendo entre ellos en su afán por la conquista de su supremacía en la nueva sociedad ya convenientemente desvertebrada, se despedacen entre sí, a dentelladas, para ser los primeros en situarse a las puertas de los grandes almacenes de productos, por descontado, sumamente perecederos.

Más abajo les adjunto una formidable entrevista de Cayetana Á. de Toledo a Jonathan Haidt, profesor de ética de las Universidades de Virginia y de Nueva York  y uno de los ‘pensadores globales’ más prestigiosos de la actualidad en el marco de las conferencias TED [Tecnología, Entretenimiento, Diseño], millonarias en audiencia.

En ella advierte del peligro que nos acecha pero, desgraciadamente, yo no acabo de ver quién será capaz de que su discurso llegue a las multitudes que actualmente ya colapsan la venta de entradas a esa nuevo y mágico mundo ilusorio.

De regenerar reeducando, hablo.

EQM

•••

.

Entrevista de Cayetana Álvarez de Toledo a  Jonathan Haidt:

“Si ustedes aceptan que la censura es necesaria están perdidos”

En El Mundo, 081018

¿Les preocupa el cainismo? ¿Y el griterío tuitero? ¿Y la incapacidad de muchos jóvenes para superar el fracaso? ¿Y el auge de la censura? Lean a Haidt. Este psicólogo social y profesor de la Universidad de Nueva York milita en la civilización. Fue un joven judío neoyorquino de izquierdas que un día descubrió que la derecha también tiene a veces la razón.

Desde entonces combate la polarización y las políticas identitarias, a las que considera una amenaza para la convivencia y la libertad. Su último libro, ‘The Coddling of the American Mind’, escrito a medias con el experto en la Primera Enmienda Greg Lukianoff, analiza los corrosivos efectos de la ultraprotección sobre los estudiantes americanos. Antes había publicado ‘La hipótesis de la felicidad’ (Gedisa, 2006) y ‘The Righteous Mind’, que Deusto editará el próximo enero como ‘La mente de los justos’.

En su nuevo libro, ‘The Coddling of the American Mind’, usted y Greg Lukianoff afirman que estamos educando a una generación de jóvenes para el fracaso. ¿Qué estamos haciendo mal?
El libro se centra en los jóvenes americanos. Pero quizá sus conclusiones sean aplicables a Europa. De unos años para acá se han impuesto en las universidades tres ideas, igual de pésimas. La primera es: lo que no mata, debilita. La segunda: confía en tus sentimientos. La tercera: la vida es una batalla entre buenos y malvados. El resultado es que muchos jóvenes nacidos después de 1995, los que han ido llegando a las universidades a partir de 2013, son frágiles, hípersusceptibles y maniqueos. No están preparados para encarar la vida, que es conflicto, ni la democracia, que es debate. Van de cabeza al fracaso.
Alpiste para populistas.
Sí. Y, además, infelices. Después de escribir el libro, Greg y yo descubrimos otro dato que avala nuestras conclusiones: la tasa de depresión juvenil, sobre todo entre las chicas, está creciendo. También los suicidios y el ingreso en hospitales por trastornos relacionados con la ansiedad. Hay una generación más vulnerable al bullying y a la exclusión, fenómenos antiguos como la vida misma que hoy los jóvenes soportan mucho peor que antes.
De ahí el éxito de su colega Jordan B. Peterson.
Jordan tiene un pensamiento profundo y explica muy bien algo que decían los antiguos y que yo incluí en mi primer libro, La hipótesis de la felicidad. Para ser fuerte no hay que eludir la adversidad, sino encararla. Sobreproteger a un niño es en realidad desampararlo. Es criarlo en un líquido amniótico artificial que tarde o temprano le va a faltar.
Usted porque es hombre, blanco, anglosajón y heterosexual…
Eso dicen… ¿Debemos sobreproteger a los colectivos históricamente discriminados? ¿A las mujeres, los homosexuales o los afroamericanos? Yo soy judío. Y pienso: claro que hay que luchar contra el machismo, el racismo o el antisemitismo. Pero esa batalla, ¿cómo ha de librarse exactamente? ¿Debemos renunciar al uso de determinadas palabras? ¿Debemos liquidar el debate en libertad y aceptar la censura? ¿Debemos ignorar las verdades científicas cuando son incómodas? Y, algo muy importante, ¿debemos privar a las mujeres, los homosexuales o los judíos, a cualquier niño, de la capacidad crítica y la fortaleza necesarias para afrontar la vida?
Qué bueno fue el discurso de Van Jones [activista de derechos civiles y gurú medioambiental de Obama] ante los estudiantes de la Universidad de Chicago. Les dijo: “No quiero que estéis intelectualmente protegidos. No quiero que estéis emocionalmente protegidos. Quiero que seáis fuertes. No voy a pavimentar la selva por vosotros. Poneos las botas y empezad a caminar. No voy a quitaros las pesas. Ese es el sentido de un gimnasio. Y este es el gimnasio”.
¿La libertad de expresión está en riesgo?
Las ideas sobre la libertad de expresión no han cambiado. Pero en la práctica sí hay un retroceso. Gravísimo. Se ha convertido en práctica habitual, y lo que es peor legítima, acallar opiniones discrepantes con el argumento de que resultan ofensivas. Se retiran invitaciones a conferenciantes por la presión de determinados colectivos. Se bloquea físicamente su entrada para evitar que hablen. Se presentan denuncias y se producen ceses. Estas prácticas son absolutamente antitéticas con la universidad y radicalmente antiliberales, en el sentido democrático y esencial del término.
¿Dónde está el límite? ¿Cualquiera debería poder hablar en una universidad?
Hay varias cuestiones a tener en cuenta. La primera es la diversidad ideológica. Cuando yo estaba en Yale aprendí poco, pero al menos algo, sobre el pensamiento conservador. Por ejemplo, nunca pude escuchar a David Duke, entonces líder del Ku Klux Klan, ni leer el Mein Kampf, un individuo y un libro esenciales para entender dos de los grandes dramas del siglo XX. Ahora las universidades se han vuelto mucho más homogéneas. Homogéneamente de izquierdas y no de cualquiera izquierda: de una izquierda cada vez más purista y puritana. Los alumnos sólo reciben una versión de la vida y del mundo. No entienden que pueda haber opiniones distintas a las suyas. Son adiestrados como militantes de un Matrix moral blindado.
Por poner un ejemplo concreto, objeto de reciente polémica, ¿habría que invitar a Steven Bannon a hablar en una universidad? [El director de la revista ‘The New Yorker’ decidió cancelar una entrevista que tenía pactada con Bannon por las presiones de algunos de sus colaboradores y redactores.]
Si fuera simplemente para humillar a la universidad, tendría poco sentido. Pero si el objetivo es entender cómo opera el movimiento ideológico más influyente de estos momentos, o incluso saber cómo pudo ser elegido presidente un individuo como Donald Trump, por supuesto que sí. ¿Cómo vamos a combatir la nueva ola de nacionalismo y populismo si nos negamos a escuchar a uno de sus principales ideólogos?
¿Cuándo y por qué empezó la degradación del debate crítico?
Empezó en Estados Unidos en torno a 2014 y se ha agravado con la polarización política. Las universidades siempre han sido un campo de la batalla cultural que empezó en los años 90. Como Hollywood. Sin embargo, el odio ideológico está pervirtiendo por completo su sentido y misión social. Nadie quiere otorgar a su “enemigo” la más mínima plataforma. Y las universidades son una plataforma privilegiada. Así, en lugar de mantener un grado de neutralidad, aunque sea aparente, muchas universidades han decidido tomar partido. Se han puesto al servicio de una facción. Ya no educan.
Promueven un culto, una religión, una visión paranoica y binaria del mundo, que enfrenta a las personas y empuja a los estudiantes hacia el triple abismo de la ansiedad, la alienación y la impotencia intelectual. Al principio yo pensé que era un problema exclusivamente americano, fruto de nuestra peculiar historia: el racismo y su combate. Y también de nuestra tendencia a la sobreprotección. Pero indagando descubrí que ocurría en todos los países de habla inglesa, desde el Reino Unido hasta Nueva Zelanda. En Europa, quizá algo menos.
Aquí también se está agravando la corrección política.
Hay corrección política, sí. Pero la cuestión clave -que los europeos haríais bien en vigilar muy de cerca- es si ya circulan en ambientes universitarios o en el propio debate público frases como: “Esas ideas o palabras tienen que ser eliminadas, no ya porque resultan ofensivas, sino porque perjudican, lesionan o ponen en riesgo a tal o cual colectivo”. Si ustedes aceptan el argumento de que la censura es necesaria están perdidos. Eso es el Rubicón. Si cruzan esa raya, entrarán en una espiral letal. Hasta el punto de que daría lo mismo cerrar las universidades o acabar con cualquier foro de debate. Eso todavía no lo he visto en Europa. Aunque quizá sólo sea una cuestión de tiempo.
Solemos ir con un par de años de retraso, aunque el desfase se está reduciendo. Por ejemplo, en España afirmar que el nuevo feminismo es puritano o que alimenta un victimismo paralizante te convierte automáticamente en un machista o una mala mujer.
Esa es la reacción típica de la corrección política. La pregunta es: por hacer esa afirmación, ¿también la acusarían a usted de perjudicar a las mujeres, de hacerles daño? Para silenciarla, ¿invocarían el bienestar de las niñas, su seguridad, la necesidad de evitarles traumas o incluso posibles daños físicos? Si es así, están ustedes peor de lo que yo pensaba.
Ahí vamos, con la ayuda de algunos medios de comunicación, que -gran paradoja contemporánea- legitiman, promueven y hasta ejercen la censura
Esta es la última falacia de moda entre los nuevos censores: “Lo que importa no es la intención, sino el impacto”. No se juzga a una persona por lo que quiso decir o incluso dijo literalmente, sino por los efectos de sus palabras sobre un tercero. Ese tercero suele ser un presunto colectivo que se arroga el derecho a hablar en nombre de millones de individuos: mujeres, homosexuales, afroamericanos, musulmanes… Y que invoca sus sentimientos, por definición subjetivos, para justificar su intolerancia: el ataque personal, la censura, incluso la denuncia.
¿Un ejemplo?
En ambientes académicos está prohibido utilizar la palabra “negro“. Es un tabú. Hay que decir “the n word” para no ofender. Ni siquiera en un contexto histórico o literario. Las aventuras de Tom Sawyer, las de Huckleberry Fin, Matar a un ruiseñor… Obras de referencia son proscritas de los currículos académicos simplemente porque incluyen la palabra prohibida. Aun cuando denuncian el racismo. Se otorga así a las palabras un poder sobrenatural. Se las considera violentas. Yo digo: eso es falso. Las palabras pueden causar estrés y sufrimiento. Pero no todo el estrés y el sufrimiento desemboca en violencia. Y no todo el estrés debe ser evitado. Recibir una mala nota causa estrés. ¿Por eso debe un profesor dejar de ponerla?
Se está haciendo.
Pero es letal. Como es letal para los propios niños la intervención obsesiva de los padres y profesores para evitar que puedan sufrir en el colegio. Los niños excluyen, claro. Lo han hecho siempre. Forman clubes. A veces estás dentro, otras veces fuera. Es muy duro. Pero es un aprendizaje esencial. A los niños nacidos a partir de 1995 les hemos negado miles de oportunidades para resolver conflictos. Están híperprotegidos y el resultado es que sufren mucho más de la cuenta. La cultura del safetyism, de la ultraseguridad, está engendrando una generación de pseudoadultos, inmaduros e inermes.
¿Qué efectos políticos tiene esta deriva?
Paradójicamente, está perjudicando a la propia izquierda.
¿Cómo?
Muchas de las personas -académicos, escritores, intelectuales- que están alzando la voz contra la nueva marea censora provienen precisamente del liberalismo, en el sentido americano del término. Y están recibiendo críticas feroces de sus supuestos correligionarios. Los llaman de todo: machistas, homófobos, islamófobos, traidores. El resultado es que muchos de ellos se sienten alienados y acaban votando contra la izquierda.
¿Incluso a favor de Trump?
Bueno, se sienten alienados y buscan alternativas. Y en un ambiente marcado por la militancia negativa acaban votando lo que sea contra la izquierda.
¿Cómo funciona la militancia negativa?
Existe un principio psicológico esencial, maravillosamente recogido en un viejo proverbio beduino: “Yo contra mi hermano; mi hermano y yo contra mi primo; yo, mi hermano y mi primo contra el forastero”. Dicho de otra forma: el enemigo de mi enemigo es mi amigo. Esto operaba en las tribus. De alguna manera nos permitió salir de la selva y formar sociedades. Pero también está en el corazón de nuestra tendencia al conflicto y la guerra, y opera de manera dramática en la política contemporánea. En parte explica la victoria de Trump.
El ambiente social ante la elección entre Trump y Hillary Clinton era absolutamente iconoclasta. Mucha gente decía del sistema: ¡Tíralo abajo, destrúyelo! Les daba igual a quién votar con tal de quitar lo que había. Este voto negativo se ha acentuado en los últimos diez años. Hoy, si quieres saber qué van a votar los ciudadanos, no preguntes por sus anhelos o aspiraciones; averigua qué odian. Esto afecta también a la fidelidad de voto: la reduce de manera sustancial. Hoy el único compromiso real del votante es seguir odiando al objeto de su odio.
A veces de manera visceral.
La deshumanización del adversario es propia de nuestra naturaleza. Está en la etnografía y explica los genocidios. Se deshumaniza para poder matar. En la política ocurre algo parecido. Cuando la enemistad es sustituida por el asco, no hay posibilidad de negociación, transacción o reconciliación. Ocurre igual en los matrimonios: una pareja que se enfada tiene solución; una pareja donde hay asco o desprecio va directa al divorcio. Por eso hay políticos que alientan el asco al adversario.
Ah, sí. En España tenemos a un nacionalista catalán que ha calificado a los españoles como bestias taradas.
Eso es muy peligroso. Cuando irrumpe el asco, la política se convierte en un juego de suma cero. En otras palabras, deja de ser un juego y se convierte en una confrontación hasta el final. En una batalla para hacer el máximo daño posible al equipo contrario.
¿La política del asco es una derivada de las políticas de identidad?
El ser humano tiende por naturaleza a la organización grupal. A la tribu. Y la política casi siempre gira en torno a grupos que buscan o exigen algo. Esos grupos pueden formarse por cualquier motivo: intereses económicos, afición a las motos, orientación sexual, religión… En sí mismo, no tiene nada de malo. Es normal que personas con problemas comunes se organicen para reclamar soluciones. Luchar por los derechos que se te niegan en razón de tus rasgos físicos o aficiones es legítimo y necesario. La cuestión es cómo se encara esa lucha.
Decía Martin Luther King: cuando mis hermanos trazan un círculo pequeño para excluirme, yo trazo uno más grande para incluirlos. Eso es la justicia social bien entendida. Es apelar a la común humanidad para acabar con la segregación. Lo contrario es lo que hacen los nuevos identitaristas. Hablan de opresores y oprimidos. Promueven una visión binaria del mundo. Ahondan en la segregación y el enfrentamiento entre los seres humanos. Nos abocan al conflicto y la fragmentación. A muchos jóvenes esto les atrae, les gusta: despierta sus arcaicos instintos tribales, da sentido a sus vidas. Pero para un país y para la paz es un desastre.
Esa nueva retórica identitaria tiene un blanco preferente.
Ad hominem albus. Contra el hombre blanco. Las políticas identitarias de una parte de la izquierda son insultantes. Y como he dicho perjudiciales para la propia izquierda porque le impiden hacer un discurso integrador.
Dirigirse al conjunto de la nación.
Para tener una democracia plural, secular y liberal debes trabajar en lo que une a los ciudadanos, no en lo que los divide. Es fácil cuando gobiernas sobre una comunidad relativamente pequeña y homogénea. Irlanda, por ejemplo. Pero cuando gobiernas sobre un país grande y diverso en cualquier sentido objetivo -lengua, raza, religión- es enormemente complicado. Si tu discurso y tus políticas se empeñan en oponer un grupo a otro, una lengua a otra, un sexo a otro, tu país puede acabar cayéndose a pedazos. En Estados Unidos, a partir de la Segunda Guerra Mundial y durante 40 años, las fuerzas centrípetas fueron muy poderosas. Pero desde 1960 las fuerzas centrífugas han ido avanzando. Y existe un riesgo de implosión.
¿Implosión?
Sí. Si seguimos por el camino actual, de fragmentación y centrifugación política y social, Estados Unidos podría dejar de ser un país unido dentro de 50 años. La fiebre identitaria podría, literalmente, romperlo.
¿Romperlo? ¿Por dónde?
Por California, por ejemplo. Si hubiera una votación, probablemente se segregaría. Habría una secesión.
¡…!
No creo que vaya a ocurrir. Apostaría lo contrario. Pero lo que hace cinco años era absolutamente inconcebible hoy ya no lo es. Podría haber una crisis constitucional que llevara a una pérdida de confianza en la propia legitimidad del Gobierno. Podría haber un enfrentamiento tan grande que el resultado fuera una división del país o un orden constitucional distinto.
¿Y qué hay que hacer para evitar la fragmentación?
Si todos los jóvenes leyeran mis libros…
Claro, claro.
Ahora en serio. Los jóvenes deben conocer a fondo las ciencias sociales, entender que la naturaleza humana tiende a la sinrazón y al conflicto. Y que la democracia liberal es un milagro, algo valiosísimo y frágil que todos tenemos la obligación de preservar.
Usted no cree que los humanos seamos naturalmente racionales.
Yo soy un psicólogo social que piensa mucho en la evolución. Sé de dónde venimos. Nuestro estado natural es la vida en una pequeña comunidad de varias docenas o, como mucho, centenares de individuos, bailando alrededor de un fuego de campamento, venerando árboles, rocas y ríos. De ahí venimos. Luego desarrollamos el lenguaje y la razón. Pero las investigaciones demuestran que lo hicimos simplemente para poder convencer a otros, para manipularlos. Hace unos 300 años en Occidente tuvo lugar un avance decisivo de la razón. Pero la Ilustración no sucedió porque los europeos fueran más listos que otros, sino porque había tabernas.
¡Somos tabernarios!
Así es. En Europa, después del descubrimiento de la imprenta, y gracias a la imprenta, se crea una comunidad de personas que escriben, leen y se critican unos a otros. Entonces el milagro ocurre. A partir de criaturas esencialmente emocionales y sólo preocupadas por su bienestar personal o más inmediato surge una comunidad capaz de razonar.
Elefantes con domador…
Es la metáfora que utilicé en mi primer libro y viene de Buda. Buda dijo: “Un hombre sabio debe aprender a controlar su mente como el entrenador a su elefante”. Es brillante. La mente humana consta básicamente de dos partes. Una mucho más grande y poderosa. Y otra más pequeña y débil. La pequeña es el domador, que está montado a lomos del elefante. Cree que lo domina y a veces lo hace. Pero si el elefante decide girar a la izquierda, lo hará. Y lo único que podrá hacer el domador es justificar esa decisión a posteriori de una manera más o menos convincente. Freud llamó a esto racionalización. Hoy lo llamamos razonamiento motivado. Los seres humanos somos extraordinariamente hábiles a la hora de justificar lo que nos empeñamos en hacer de forma instintiva.
Se ve en la política.
Sí, es sorprendente cómo personas tan brillantes se vuelvan tan estúpidas cuando hablan de política. Ocurre porque están en juego el prestigio y el poder de sus equipos. Intentan justificar como sea sus decisiones irracionales. Y el espectáculo resulta a menudo penoso.
En ‘The Righteous Mind’ utiliza otra metáfora para referirse a la mete humana, extraída esta vez de la propia política.
Ah, sí. David Hume, mi filósofo de cabecera, mi ídolo… Escribió: “La razón es esclava de la pasión y no tiene otra función que servir y obedecerla”. La realidad no será exactamente así, pero se le parece muchísimo. Más que la sierva de la pasión, la razón es su jefe de la prensa. Habrá visto usted, supongo, a muchos portavoces del Gobierno a lo largo de su vida.
A más de uno, sí.
Pues lo habrá comprobado, entonces. Imaginemos una rueda de prensa. Un periodista aporta hechos o plantea argumentos que contradicen al presidente del Gobierno o chocan con su estrategia. El portavoz jamás le contestará: “Oiga, tiene usted razón, qué interesante, ahora mismo se lo comento al presidente”. Se limitará a justificar las posiciones del Gobierno, sean cuales sean. Así funciona nuestra mente. En un ambiente con ideas en conflicto, no buscamos la verdad sino reafirmarnos.
Es un tópico ya que las redes sociales han empeorado esta tendencia.
No por tópico deja de ser verdad. El auge del populismo en las democracias occidentales es el resultado de dos factores: la globalización y las redes sociales. Internet y Google fueron dos grandes regalos para el llamado confirmation bias o sesgo de confirmación. La pura reafirmación de nuestros prejuicios. Eso ocurrió a finales de los años 90. Luego llegaron Facebook y el iPhone, que extendió masivamente el uso de las redes sociales. Desde 2012, cientos de millones de personas están conectadas a través de dispositivos que favorecen la comunicación pero también la más ácida polarización.
Las redes se han convertido en una de las más poderosas fuerzas de centrifugación social. En ellas conviven, por decirlo de alguna manera, auténticos guetos morales en los que la verdad es estrictamente irrelevante. Las creencias más exóticas se propagan como el fuego. Y cualquiera que las cuestione es sometido a un linchamiento, como mínimo, virtual. Así, el procedimiento que nos convierte en seres racionales e inteligentes -una persona hace una afirmación; otra la refuta; llegamos a una conclusión- se está viendo sustituido por el grito de la tribu. Esto es una pésima noticia para la inteligencia colectiva, claro. Y también un peligro para la democracia.
Usted defiende la necesidad de un discurso integrador. ¿Cómo se forja un sentido de nación sin caer en el nacionalismo?
No es tan difícil. Muchas personas de izquierdas consideran que patriotismo es sinónimo de nacionalismo. Creen que ambas ideas son igualmente peligrosas y portadoras de conflicto. No es verdad. Sentir amor por tu país no implica sentir hostilidad por tu vecino. En Estados Unidos tuvimos después de la Segunda Guerra Mundial una derecha y una izquierda patrióticas. El demócrata John F. Kennedy era un patriota. El republicano Ronald Reagan también. Pero la nueva izquierda recela del patriotismo. Su amor a la patria cede ante su odio a la derecha. Es un error moral y estratégico. El gran desafío de los Estados contemporáneos es recuperar un sentido de comunidad nacional, sin el cual no puede haber contrato social, sin caer en otra forma de identitarismo. Si la izquierda no entiende esto, está condenada.
Una curiosidad. ¿Cree que, si vuelve a presentarse, Trump saldrá reelegido?
Esencialmente, depende de los demócratas. Tienen más posibilidades de ganar en 2020 salvo que se equivoquen. Es decir, salvo que insistan en sus políticas de identidad, que son ofensivas para el hombre. En la primera acepción de la palabra.

••

•••

Notas.-

Los enlaces en textos propios son aportados por EQM. En los ajenos sólo cuando así se indique con un color azul. También es cosa de EQM, por discutibles razones de legibilidad en internet, el incremento de párrafos en textos ajenos, respetando el contenido, que puede leerse en el original pinchando el enlace correspondiente.